“No Necesito un Cielo si tú no puedes ir a él ",
Bella Swan, Luna Nueva

"Un día escribiré tanto como Estrellas hay en el Cielo" Tiwii Cullen





Debemos aclarar que todas las historias que están en este blog nos pertenecen y son de nuestra autoría pero los personajes de la Saga Crepúsculo y algunas otras cosas más que aparecerán en los Fics que publicaremos aquí son propiedad de Stephanie Meyer, también existen personajes que son sacados nuestra imaginación.



lunes, 26 de julio de 2010

Corazon de Hierro, Capitulo 9: Crisis







Corazón de Hierro


Capitulo 9:


Crisis




¡Nenas!, al fin es martes (diremos algunas jajajaaj) pero si ya es martes y como siempre aquí está el cap, ¡GRACIAS Y MUCHAS MAS GRACIAS! Hace solo unos minutos me di cuenta de que hay muchas de ustedes solo esperando para que suba. Es un HONOR recibir tanta atención, les aseguro que jamás pensé que esto pasaría pero ahora que me sucede el sentimiento que llena mi corazón me hace completamente feliz. Gracias por ayudar a que este sueño sea realidad… recuerden que todo esto es por ustedes, mis amadas lectoras..


bueno nenas ya está decidido el futuro de esta historia, les cuento que ya sé exactamente cuántos caps van a ser y les cuento que serán 16 porque le agregue uno más que es el Nº 11 ese será como un extra que no estaba contemplado pero que pienso hacía falta. Sé que este cap es largo y creo que todos los que vienen serán de igual manera, espero no les moleste lalalalala… si a alguna le molesta hágamelo saber en un Rws para acortarlos mas XD…. El capitulo 10 está escrito y ahora mismo estoy redactando el Nº11.


Mis amadas lectoras lean el anuncio que puse arriba RECUERDEN QUE EL DIA 1 DE AGOSTO OVER CERRARA POR EL DIA POR MANTENCIONES, les aseguro que las publicaciones seguirán iguales y todo, pero tenemos algunos cambios que hacer así que espero que lo recuerden y no entren en pánico si no logran abrir el blog. Las amo con todo mi corazón, ¡GRACIAS POR LOS 21 COMENTARIOS DEL CAPITULO PASADO! ESOS COMENTARIOS SON LOS QUE ME ANIMAN A ADELANTAR CAPS ASI QUE SI VEO EL MISMO NUMERO ¿Quién sabe? Y suba a mitad de semana… pero ¡COMENTEN!



Con Amor…



Tiwii Cullen





Tu piel huele a rosas—me dijo suspirando contra mi cuello.

Lo sé, ¿no te agrada?—le pregunte, buscando sus ojos, lo único que pude encontrar fue su cara incrustada en mi piel tomando de mi esencia. El no me respondió solo se quedo ahí, inhalando mi aroma.


Estábamos en la oficina, esta semana había sido muy ajetreada, Edward se había enfrentado a miles de problemas y por consiguiente había tenido 3 crisis mas, una de ellas llevándolo nuevamente al hospital. Hacia algunas horas que estábamos sentados en uno de los sillones de la oficina, Edward me había sorprendido acurrucándose contra mí y descansando su cabeza en mi hombro, no le tomo mucho tiempo para llegar a mi cuello y absorber el aroma que había en mi piel.


Me duele la cabeza—susurro contra mi cuello—maldita cabeza—gruño enojado

Entonces es señal para que nos marchemos, además ya has terminado aquí, debes descansar esta noche.

Lo sé, tengo 32 años se exactamente lo que hacer con mi vida—me dijo haciéndome enfadar, me pare del sillón y su cabeza cayó junto con su cuerpo hacia el sofá—¡hey!—me regaño

Entonces si sabes lo que tienes que hacer, toma tus cosas y vámonos. Antes de que nuevamente te de una crisis—camine hacia donde estaba mi bolso, acomode mis ropas y comencé a salir hacia la puerta. Edward murmuro algo más a mis espaldas pero no me detuve a escucharlo.


Llevábamos dos semanas “juntos”, Edward y yo hacíamos el amor a cualquier hora y en cualquier parte. Sentía la necesidad de tenerlo cada vez que podía las primeras veces el había iniciado nuestros juegos y encuentros pero con el pasar de los días era yo la que ansiaba sentirlo conmigo. Su carácter seguía igual, muchos días andaba de un humor de perros por los problemas que tenia, habíamos discutido unas cuantas veces en la semana por su comportamiento descuidado con su enfermedad pero todo nos llevaba a lo mismo, cuando el día se acababa siempre terminábamos amándonos en donde el deseo nos encontrara. Me gire para verlo y estaba recogiendo sus pertenencias del escritorio a la tenue luz de las lámparas se veía magnifico, mi mente traicionera no podía evitar imaginanarlo sin ropa y llamándome para entrar en su cama. Reprimí un gemido e intente controlar mi libido.


Vámonos—me dijo pasando por mi lado algo enojado, toda la semana le había pedido que se cuidara pero el parecía no hacer caso, Edward era un tipo muy testarudo y llevado a su idea, jamás tenía en consideración las opiniones de los demás y por supuesto que tampoco tendría las mías. Caminamos hasta el ascensor inmersos en un incomodo silencio, la “relación” que llevábamos no era convencional, aquí no primaba el amor y el cariño si no los bajos instintos y el deseo irrefrenable que teníamos por el otro. No podía negar que lo deseaba tanto o más que cuando lo conocí, ahora mismo mientras estamos distanciados, lo deseaba, sería capaz de desnudarlo aquí en el ascensor y hacerle el amor sin su permiso. Negué con mi cabeza ante tales pensamientos, no lo haría, no lo haría.


Llegamos al subterráneo ahí estaba James con una amable sonrisa, nos abrió la puerta del auto a ambos y corrió para subirse también.


A la casa de la Señorita Swan—le dijo Edward con voz pasiva.

Si señor—el chofer asintió y emprendió camino hacia mi casa, a la mitad del camino vi que Edward se apretaba fuertemente las cines conteniendo la puntada que seguramente atravesaba su cabeza. Mire de reojo hacia donde James y el botón que nos podría dar un poco de privacidad, no lo pensé dos veces y lo apreté dándonos un poco más de espacio. El vidrio subió hasta arriba dejándonos separados del conductor por un grueso cristal tintado.

¿te sientes mal Edward?—el asintió levemente mientras se dejaba caer sobre el asiento—te daré una de tus pastillas—le dije abriendo mi bolso y buscando entre sus medicamentos—mierda—exclame fuerte cuando me di cuenta que hoy nos habíamos terminado todas las dosis, eso no era nada bueno tendría que hablar con Emmett.

¿Qué sucede?—pregunto en un susurro

No te quedan dosis de pastillas, hoy te tomaste todas las que traía.

Demonios, se me va a partir la cabeza—me dijo poniéndome inquieta, no soportaba que sufriera si en mis manos estaba evitarlo.

No te preocupes ya tengo la solución—levante el intercomunicador del auto y hable con James—James, date prisa en llegar a mi casa.

Si señorita Swan—respondió e inmediatamente acelero la marcha

¿Qué harás?—pregunto cerrando fuertemente sus ojos y conteniendo el dolor.

Te llevare a mi casa, ahí tengo algún medicamento que te podría servir—el solo asintió y comenzó a dormitar.


Realmente me estaba preocupando, si bien los exámenes de Edward habían salido normales las crisis aun continuaban y eso no era bueno, no me podía imaginar que le pasara algo malo, seria… terrible. Mañana temprano hablaría con Emmett acerca de lo que está sucediendo si Edward estaba sano yo presentía que el problema erradicaba más en su mente que en su cuerpo. James en solo unos cuantos minutos llego a las puertas de mi casa, moví a Edward y el reacciono de inmediato.


¿Qué sucede?—me pregunto con voz adormilada, la distinguía de todas ya que la había escuchado muchas veces.

Vamos—le dije tomándole el brazo, el no parecía incomodo—entremos a mi casa debo darte un analgésico.

Está bien—dijo aun con la voz pastosa, salió perezosamente del auto y se encamino conmigo, al erguirse tomo su natural altura, unos buenos centímetros por encima de los míos.


Caminamos por el jardín y todas las luces de la casa estaban apagadas. Hoy hacia un frio tremendo por lo que papa y Kate se tienen que haber recostado temprano. Abrí la puerta cuidadosamente seguida muy de cerca por Edward, tenerlo dentro de mi casa era algo completamente nuevo, jamás me lo había imaginado aquí en mi estar o en el recibidor, mire hacia atrás y el observaba toda la casa pero no se veía alguna expresión en su rostro, me permití grabar esa imagen en mi mente ya que sabia tal vez jamás se volvería a repetir. Camine a oscuras por el estar, solo nos iluminaba la luz de la chimenea que estaba encendida.


Ven sígueme—le pedí indicándole la otra ala de la casa, la que estaba bien alejada de los cuartos. Caminamos y entremos en la enorme cocina que había en mi nueva casa, estaba provista de lo jamás podría haber soñado. No prendí las luces ya que no quería despertar a mi padre y hermana.

Linda cocina—me dijo mirando todo

Gracias, esta casa la rente hace poco.

Ah—dijo casi sin expresión, camino hacia donde estaba yo. Comencé a buscar en todos los cajones que tenía, sabía que en alguno había metido los mismos analgésicos que toma Edward, después de unos intentos infructuosos di con ellos.

¿y vives sola?—me pregunto sacándome de contexto, ¿quería saber algo de mí?... ¿además del sexo?

No—respondí un poco nerviosa—aquí vive mi padre, mi hermana y yo—el solo escucho—bien ahora to…

¿y donde están?—volvió a interrumpir.

En sus habitaciones, durmiendo, creo—solté aire y volví a la carga—aquí encontré los analgésicos, tómatelos por favor.



Puse las pastillas en su mano junto con un jugo de Durazno, el no dudo y se las llevo a la boca bebiendo también todo el jugo del vaso. Cuando termino me lo extendió nuevamente devolviéndome mi gesto.


Gracias—me dijo con sus ojos clavados en mí.

De nada—un zumbido interrumpió cualquier cosa que iba a seguir, era su celular. Me miro y luego su mano se fue al bolsillo de su pantalón, tomo el aparato y lo llevo hasta su oreja.

Frederick—susurro al contestar—no, ya me fui de la oficina. Dile que espere hasta mañana, no me interesa—le dijo agitándose cada vez más, el pareció recordar en donde estaba ya que apretó sus puños y bajo al máximo el tono de su voz—no voy a decir como debiera esto pero dile a ese mal nacido que vaya a joder a otra parte, no me interesa quien sea Frederick ¿te recuerdo quien soy yo?—le pregunto alzando la barbilla en un tono altivo y orgulloso—que bueno que lo tengas claro, haz lo que te dije y no llames mas—le dijo cortándole la comunicación.



Apretó fuertemente el celular en su puño llegando a hacer crujir el aparato, me acerque rápidamente a él y puse una mano encima de su agarre, momentos como estos le producían sus constantes malestares.


Ya basta—le pedí—aumentaras el dolor de cabeza—el escucho, soltó un poco el teléfono y lo guardo. Su rostro se volvió a crispar pero esta vez la expresión que tenía era de horror— ¿vez?, maldición, si sigues así tendré que llevarte al hospital—le dije poniendo una mano en su frente.

No—me dijo deteniéndola—solo necesito calmarme.

Eso está claro, ven siéntate aquí—le tome la mano y lo arrastre hasta uno de los banquillos del mesón, se sentó y hecho hacia atrás su cabeza. Tome uno de los paños limpios de la cocina y lo humedecí un poco. Cuando lo pase por su frente dio un pequeño respingo pero parecía que después disfrutaba con el frio del agua—mejor ¿verdad?—el asintió.



Estuvimos así unos minutos más, detuve el cuidado por la hora, era casi media noche, debía levantarme temprano.


Ya es tarde, deberías irte—le pedí, el enderezo su cabeza y me miro con sus ojos, no me había dado cuenta pero estaba entre sus piernas, mi rodilla rozaba peligrosamente su entrepierna. Me puse nerviosa al percatarme del pequeño detalle, me hice hacia atrás pero sus manos cancelaron el intento.

Antes—susurro enderezándose, movió su cabeza hacia mi cuello y lo lamio.

Edward—susurre en la oscuridad de la cocina—empeoraras tu dolor.

No lo creo—susurro contra la piel de mi cuello, el sentir su respiración en mi piel me hizo estremecer, la piel me quedo de gallina en todas las partes que el respiraba. Sus manos sujetaron firmemente mi cintura sin darme la posibilidad de escapar.

Mi padre—le dije intentando que recapacitara pero ya mi cuerpo me pedía a gritos que continuara.

Si no quieres que escuche entonces baja la voz—termino en un susurro haciéndome gemir nuevamente, sus manos subieron hasta mi espalda acariciándola por sobre mi blusa, algo pareció molestarle ya que con el ceño fruncido levando aquella y puso sus manos en contacto directo con mi piel, haciéndome gemir nuevamente. La clandestinidad de estos encuentros le daba un toque aun más placentero, la adrenalina que sentía cuando él me tocaba así en la oscuridad y en secreto me excitaba aun más.

Esto está mal, nos pueden descubrir—susurre, una de sus manos bajo hacia mi muslo y comenzó a recorrerlo subiendo mi falda en el camino, sus dedos juguetearon con el elástico de mis medias que llegaban hasta el muslo, toco más arriba y alzo la mirada con sus ojos negros.

¿y esto?—me pregunto jugando con las ligas del portaligas nuevo que había comprado por consejo de Rosalie.

Es mío—le susurre.

Quiero verlo—me dijo poniéndose de pie

No, Edwa—antes de que pudiera replicar me tomo en sus brazos y me sentó sobre el mueble de la cocina, sus ávidas manos subieron hasta mi cintura la falda dándole la vista que tanto ansiaba, sus dedos subieron lentamente por mis muslos despertando las terminaciones nerviosas que iba tocando. Cuando llego a la orilla del portaligas sonrió y deslizo sus dedos dentro del llegando a mis bragas, me estremecí cuando sus dedos rozaron mi centro. Mire su rostro y el parecía muy feliz por lo que estaba pasando—Edward, James te esta…

Shhh—me dijo siguiendo con lo que se proponía, acaricio suavemente las líneas de mis bragas y comenzó a deslizarlas por mis piernas, cerré mis ojos e intente calmarme, él era el ninfómana no yo. Tenía que ponerle orden a esta situación, antes de que siguiera pegue un salto y me baje del mesón, el me miro sorprendido

Edward no puedes hacer esto aquí, mi padre esta…

¿de verdad eso quieres?—me pregunto con una picara sonrisa—porque tu cuerpo no está de acuerdo—fijo sus ojos en mis pezones, me sonroje al ver que estaban completamente erectos, una clara invitación para que él los pellizcara hasta hacerme arquear.

Si… si— tartamudeé me gire hacia el mesón no quería que el viera mi sonrojo, mala idea. Cuando menos lo espere Edward estaba pegado a mí, su entrepierna de amoldaba perfectamente a mi trasero, empujo hacia delante y un golpe de excitación llego a mi centro.

¿vez?, tu cuerpo habla por sí solo cariño—me estremecí al escuchar ese peculiar sobrenombre, hasta ahora no había recordado que Edward era británico y que tenía ese peculiar acento para hablar, mi nombre en sus labios sonaba diferente a todo el mundo además porque se veía hermoso cuando lo decía.

Eres un— ¡maldito provocador! Le quería gritar pero su mano ahogo cualquier cosa que quisiera gritarle, la puso en mi boca acallando lo que quería gritar—shhh, guarda silencio cariño o nos descubrirán—su halito golpeo con fuerza en mi lóbulo, su lengua se apodero de el succionándolo y haciéndome perder en la sensación. El placer que sus caricias provocaban en mi fueron tan intensas que sin pensarlo lamí la mano que tenia sobre mi boca, el la aparto un poco pero la tome rápidamente y comencé a lamer cada uno de sus dedos.

¡Oh!... eso es— dijo disfrutando de mi caricia, sus caderas rozaban mas descaradas las mías haciéndome fantasear con la potente erección que escondían esos pantalones—bella— gimió aumentando el placer—pequeña— susurro contra mi oído.



Su mano bajo hacia mis bragas y de un solo tirón las saco, sentí la tela de estas rasgarse un poco pero no me importaba, estaba tan inmersa en el placer de sus caricias que unas bragas no arruinarían el momento, lo único que quería era que me lo hiciera aquí y ahora. Subió la mano hacia mi centro, mientras yo aun succionaba sus dedos, el contacto de la yema de sus dedos con mi centro fue abrumador. Mis manos se fueron contra la madera del mesón, tenía que afirmarme o me caería ahí mismo muerta por el deseo. Comenzó a juguetear con mi clítoris mandando corrientes eléctricas a todo mi cuerpo y despertándolo, al mismo tiempo, cada parte de mí ser deseaba ser tocada por él. Los gemidos comenzaron a salir de mi boca, el apretaba, masajeaba y pellizcaba mi centro cuantas veces se le antojaba, me tenia total y completamente arqueada y derrumbada psicológicamente por el placer, mi mente no concebía hilar dos palabras, definitivamente la clandestinidad le daba un plus diferente al encuentro.



Edward—gemí fuerte y él me hizo callar

Si vuelves a hablar fuerte parare y me marcho—me amenazo con voz sexy, era capaz de coser mi boca con tal de que continuara, reprimí todos los gemidos que amenazaban con salir, sus caricias comenzaron a bajar de ritmo hasta que saco sus dedos de mi ya empapado centro. Sus dedos estaban mojados por la intensidad de las caricias que me dio, seguí la trayectoria de su mano y esta se fue directamente hacia su boca, un nuevo golpe de excitación golpeo mi cuerpo, eso había sido lo más sexy que había visto.

Sabes bien—pronuncio desarmándome por completo, este hombre sí que sabía dejarte lerda con solo unas palabras—me pregunto si— callo. Sus manos me tomaron de la cintura y me alzaron nuevamente hacia el mesón, sentándome. Miro hacia mi espalda y corrió unas cuantas cosas que habían detrás, me empujo hacia la mesa y no pude contener el gritito que salió de mi boca cuando su lengua lamio mi clítoris, me arquee fuertemente contra la madera y mordí mi labio inferior hasta casi romperlo para contener los gemidos que quería gritar—si es igual el sabor—dijo adentrando su lengua en mis pliegues.


¡Demonios! ¡Maldición! ¡Mierda!, gritaba incesante en mi mente, no sabía cómo mierda sacar toda la jodida excitación que tenía en este momento, mis uñas se enterraron en la madera de la mesa contuve todos los gemidos hasta que con el siguiente Edward me desarmo. Dos de sus dedos se introdujeron en mi, penetrándome primero lentamente para después ir subiendo el ritmo, la explosión se dio cuando el agrego su lengua. Me penetro, lamio, succiono todo lo que pudo, mi espalda estaba en un verdadero arco, no podía bajarla al suelo porque cada vez que intentaba dejar de sentir esto el me sorprendía con una nueva lamida que me hacia volver a mi ya estado original.


Edward, no aguantare—le dije jadeando en voz baja, mis caderas se movían al mismo ritmo de su cabeza en mi centro. Mire sus ojos y estaban negros de tanto que disfrutaba tenerme así, a su merced. Unas pocas envestidas mas y el ritmo paso a frenético, sus dedos se movían como locos, su lengua trabajaba rápidamente.

Vamos Bella, vente—me provoco—quiero ver cómo te corres—me dijo y solo esas palabras mandaron lo poco que necesitaba para que mi orgasmo se desatara, me convulsioné con fuerza sobre la mesa y el absorbió todo lo que mi orgasmo produjo. Mi respiración era frenética al igual que los latidos de mi corazón, me quede estática en la mesa intentando tranquilizarme. Edward dejo de lamer y saco sus dedos. Sentí sus paso llevarlo hacia donde estaba apoyada mi cabeza—exquisita— susurro rozando su nariz con la mía—ahora tengo la certeza que soñaras conmigo—agrego— me tengo que ir cariño, nos vemos mañana Bella—susurro contra mis labios, me beso aun con más pasión que la de antes, pude sentir aun en su boca mi propio sabor, aunque parecía imposible me sentí nuevamente excitada por esa acción

Edward—lo llame intentando ponerme de pie, solo conseguí apoyarme en los codos mirarlo, se paro en la puerta de la cocina y me dio una pervertida mirada.

Un privilegio verte así—me dijo mirando mi cuerpo aun expuesto para el—no te preocupes que ya me imagino cómo salir. Lo bueno de todo es que el dolor ya paso, tus medicinas son geniales—me dijo haciéndome sonrojar—buenas noches—susurro cuando iba saliendo por la puerta, eche mi cabeza hacia atrás y solté un enorme gemido— ¡Ah! Y algo mas—volvió para agregar, me levante nuevamente—me gustan los ligueros en ti, te vez endemoniadamente sexy—me guiño un ojo y se fue.


La boba sonrisa de siempre se apodero de mis labios, ¿Qué me estaba haciendo?, así parecía tan abierto, tan humano, tan Edward… que nada hace presagiar sus cambios de humor. Me baje con una pereza enorme, a pesar de que no habíamos hecho nada tan “físico” me dolía el cuerpo, las constantes arqueadas y la fuerza con la que me aferre a la mesa hicieron que mis músculos dolieran, arregle mis ropas y Salí hacia el living. La chimenea seguía encendida y dándonos todo el calor que necesitáramos, me acerque a la ventana y Edward estaba contemplando la casa, uno segundos más tarde se subió al auto y partieron. Me deje caer por la ventana y suspire.


Me volverá loca de tanto placer—bufe—y una ninfómana—me reí de mi misma.

Me levante, ordene y limpie el desastre, borre cualquier huella que haya quedado de este fugaz encuentro en mi nueva casa. Cuando ya todo estaba listo me fui a la cama, contenta, feliz y mas que saciada, ese hombre sabia como hacerme pensar en él y tenía razón, esta noche si soñaría con el de eso estaba segura.


El otro día no fue muy diferente al anterior, Edward parecía obsesionado con verme llegar o tal vez con darme placer ya que en reiteradas ocasiones fui presa de sus manos o de su lengua, cuando ya no aguantaba más me bajaba de donde estuviera y arremetía contra él, terminábamos haciendo el amor salvajemente. Cuando dieron las 7 de la tarde Edward término con lo que hacía, este día tendría que pasar de estar con él después del trabajo ya que Kate tenía que llevar unas cosas y debía pasar por ellas. En un extraño gesto Edward me dijo que fuera con James pero desistí, no quería que nadie me viera de compras en el auto de mi jefe… o el de tu amante susurro mi mente.


Nos despedimos a regañadientes por parte de los dos y me fui. Tome el metro hacia el centro y camine buscando lo que necesitaba mientras iba por una de las callecitas consultando negocios me pare en seco al ver quien estaba en frente mío.


Pero que sorpresa más grande—me dijo con su voz alcolisada—pero si es mi hija, la pequeña Bella—dijo con desdén en sus palabras

Carmen—susurre

La misma que viste y calza querida, veo que me abandonaron los mal nacidos ¿A dónde se fueron? ¿a un acilo?

Eso no es asunto tuyo, ahora déjame pasar—le dije intentándola esquivar

No tan rápido princesita—me dijo jalándome del brazo contra la pared. Mi espalda choco dura contra el concreto. Jadee cuando el dolor se apodero de aquella parte.

¿Qué demonios quieres?

¿Qué crees? ¿Dónde está mi hija?

¡tú no tienes hija!—le grite, como una maldición nadie pasaba en estos momentos por la calle como para pedir ayuda

Claro que si, esa perra que es igual a ti, dime donde esta quiero que se venga conmigo

¡eso ni lo sueñes! ¡zorra!—le grite empujándola ella se tambaleo pero rápidamente se recupero

A mí no me digas así, maldita bastarda ahora ¡dame dinero!

No lo hare

¡dámelo hija de puta! O te lo quito

Déjame en paz—intente huir de ella pero fue imposible, con una fuerza que solo se la daba el alcohol me puso contra la muralla y me registro a fuerzas, los manotazos y arañazos iban y venían, uno de sus puños golpeo mi mejilla haciéndome caer al suelo, sentí de inmediato el liquido caliente emerger de mi piel

Mierda—grite pasando mis manos por la boca, sentía el palpitar de mi labio y el ardor de mi mejilla

Eso es lo mínimo que te hare maldita y te lo vuelvo a decir tendrás que entregarme a Kate o te juro que te mato

No lo hare ¡perra maldita!—le grite y con su pie pateo mi abdomen haciéndome retorcer de dolor.


Registro mi cartera y saco mi dinero, sonrió con malicia desapareciendo en las calles de la ciudad. Intente ponerme de pie como pude, tome mi celular y llame a la única persona que me podía ayudar.


Rosalie—susurre jadeante

¿Bella? ¡Bella! ¿Qué demonios pasa? ¡Bella!—grito asustada por mi tono de voz

Carmen salió de la cárcel—jadee aun sin recuperarme del golpe en mi abdomen—me la encontré… en la calle, ven por mi—le pedí casi sin aire

Si voy enseguida ¿Dónde estás?

En la calle Frucktuke—ya no podía hablar más, solté un jadeo y me quede tendida en el piso, escuche a Rose maldecir y cortar la llamada.


Quince minutos después Rosalie llegó a salvarme, le pedí de favor que me llevara a su casa, por la cara que puso sabía que estaba en lo correcto el golpe en la cara no iba a pasar desapercibido.

¡mierda!—exclame cuando paso el algodón con antiséptico por mi herida

Esa maldita perra, si me la encuentro la estranguló—dijo curándome, se veía visiblemente afectada, las lagrimas las tenia al borde de escapar.

Tranquila, llamare a la policía y notificare de este ataque. Espero ellos hagan algo—le dije maldiciendo nuevamente, la mal nacida me había reventado parte del labio y dejo mi mejilla muy morada además de un enorme moretón en mi abdomen.


Me mire al espejo y casi me retorcí al ver mi reflejo esperaba que mi padre y hermana no se dieran cuenta tan rápido de lo que había sucedido. Con la ayuda de Rose me maquille lo que más pude y regrese a casa, me arrepentía de no haber aceptado la oferta de Edward de ir con James a comprar. Al día siguiente Salí lo más temprano que pude de mi casa, deje todo listo y un papel en la mesa para mi familia, mientras caminaba me puse mis lentes de sol y me mire a un pequeño espejo.


Demonios, se ve peor—dije con desgana, puse un poco mas de base sobre el moretón y camine segura de mi, esperaba que Edward con lo poco que me mira realmente a la cara no se enterara tan rápido.


Llegue a la casa y como era de costumbre me recibió Will.


Buenos días Señorita Swan, ha llegado temprano—pase con mi cabeza mirando hacia otra parte.

Buenos días Will, si me vine antes ¿el señor?—pregunte

El Señor Cullen aun está en su habitación, pero si gusta puede pasar. —me estremecía pensar que este hombre supiera lo que había entre nosotros.

Gracias—asentí y comencé a subir las escaleras.


Primero lo hice rápidamente para perderme de la vista del hombre pero a medida que avanzaba mi ritmo se fue aminorando. Tenía que estar confiada él no lo notaria, además Edward no se fijaba mucho en mi cara, a él solo le importaba mi cuerpo, acepte con mucho pesar. Gire la manilla de la puerta y entre. La habitación estaba vacía y se escuchaba bulla desde el baño, Edward se estaba duchando. Me senté en uno de los cómodos sillones de su sala de estar, saque el espejo que traía en mi bolsillo y mire nuevamente mis golpes, esperaba que nadie lo notara pero sabía que era imposible. El sonido del agua seso y Edward salió por la puerta completamente desnudo.


¡dios!—dije tapándome los ojos, lo había visto innumerables veces desnudo pero aun me daba algo de vergüenza.

Lo sé—me dijo con sobrancia, me miro divertido y comenzó vestirse—llegaste temprano—me dijo, me miro nuevamente y sus ojos se clavaron en mi rostro, sentí como una gota de sudor atravesó mi espalda ¿me abría descubierto?, Frunció un poco el ceño y continuo vistiéndose.

¿hoy tienes mucho trabajo?—le pregunte intentando sacarle otro tema, el solo asintió. Cuando estuvo listo se acerco a mí rápidamente, me puse de pie en un solo respingo. Se me quedo observando examinando todo mi rostro, ¡demonios! Ahora sí que estaba perdida.

Bella ¿Por qué estas…?—comenzó a hablar, sus ojos viajaron de los míos hacia mi mejilla ¡maldita sea! Se dio cuenta. Su expresión se volvió dura, mire atentamente cada uno de sus movimientos y estos parecían embrutecidos, con un rápido movimiento se llevo un dedo a la boca y lo humedeció. Mi pecho soltó un quejido de desesperación, el había notado los golpes y yo tan estúpida pensé que no lo haría. Su húmedo dedo se deslizo con suavidad por mi cara sacando parte de la base y dejando a la vista mi moretón, sus dedos viajaron hasta la herida que tenía en la boca, sus ojos se estrecharon y comenzó a hablar

Edward… yo—intente explicar

¿Quién demonios te hizo esto?—me pregunto con la voz ronca y la mandíbula apretada la mano que tenía en mi boca bajo, seguí la trayectoria, cuando llego a la altura de sus caderas su puño se apretó con fuerza, no entendía su reacción ¿se había molestado?

No es asunto tuyo—le dije escondiendo mi mirada, intente alejarme pero él me sujeto.

¡Dime quién demonios te hizo esto!—me pregunto con un tono fúrico, mi respiración se entrecorto donde no sabía que responderle, no tenía idea, mi mente estaba completamente en blanco. Unos golpes en la puerta distrajeron mi atención pero la del seguía puesta en mi. Comencé a pensar pero nada se me ocurría.

Sr. Cullen— Will entro por la puerta y sentí un alivio, a Edward se le crispo el rostro.

¡VETE AL DEMONIO WILL, NO VUELVAS A ENTRAR!—grito enfurecido, ambos saltamos por su reacción, Will cerró la puerta pálido por la reprimenda de Edward, trate de retroceder unos cuantos pasos y me encontré acorralada en la muralla—responde—hablo un poco más bajo pero aun sentía la ira en su voz.

Me… me asaltaron… ayer—le mentí, el estrecho nuevamente sus ojos y maldijo entre dientes.

Te dije que fueras con James a comprar, mujer terca—asentí aun pegada en la muralla, el se giro y comenzó a avanzar hacia la puerta—desde ahora en adelante te irás y vendrás con James todos los días—sentencio, aun tenía miedo, mis piernas flaquearon por verlo tan enojado, debe odiar los asaltos o a los ladrones como para ponerse así. Abrió la puerta de la habitación y se giro para hablarme—hoy, Emmett irá a tu casa a revisarte, no aceptare un no por respuesta, espérame en el comedor que bajare enseguida—me dijo extendiendo la puerta para que saliera. Corrí afuera con el corazón en mis manos, me metí al baño que estaba en el segundo piso a intentar calmar mi respiración. Si me hubiera sentido tan intimidada por su carácter explosivo le habría recriminado sus ordenes pero ni eso alcance a hacer.


Me lave el rostro y me retoque todo el maquillaje baje hacia donde tenía que esperarlo, Will aun con la cara descompuesta me recibió con un intento de sonrisa. Edward llego al cuarto de hora después, desayunamos en silencio y el día comenzó como siempre. Ese mismo día Emmett nos visito en la casa, Rosalie estaba ahí también, quería saber cómo andaba todo.


Hola Bella—me saludo Emmett alegre desde la puerta, lo salude con un abrazo que me hizo arrepentirme de inmediato, me retorcí cuando el solo oprimió un poco mis costillas.

Es peor de lo que Edward me dijo, necesito examinarte—me miro preocupado. Entramos a la casa y Rosalie conversaba animadamente con mi padre, el ceño de mi amiga se frunció de manera graciosa al ver a Emmett

Y ¿este jovencito quién es?—pregunto mi padre y los tres nos miramos sin saber que responder, papa no podía saber que Emmett era doctor porque o si no sospecharía, mire a Rose y ella a mí, el segundo pareció eterno pero ella reacciono más rápido que yo.

¡Es mi novio!—grito en medio de la estancia, Emmett me miro con sus ojos ensanchados.

¿tu novio?, no me dijiste que tenias algún pretendiente Rose—le dijo mi papa contento por la “noticia”.

No Charly lo siento—se acerco a Emmett y lo tomo del brazo. El la miro aun mas sorprendido, Rose le dio una mirada de “sígueme el juego”, ella le apretó suavemente el brazo y mi amigo reacciono.

¡Oh!, perdón que mal educado, Emmett McCarthy Señor.

Emmett, mucho gusto, Charly Swan.

Es un placer conocerlo, Rose me ha hablado mucho de usted—mintió con una gracia increíble, debería agradecerles eternamente este favor.

Bueno mi amor—dijo Rosalie con burla—ahora vamos para que veas el color de la habitación de Bella es así como quiero la mía.

Claro que si bebe, vamos—le dijo siguiéndole el juego. Ambos se dirigieron a mi habitación y yo los seguí, cuando nos perdimos en el pasillo junte la puerta dándonos privacidad. Ambos miraban un extremo de la habitación son sus brazos cruzados y con expresiones de molestia.

¡perdón!—les pedí— ¡discúlpenme! No había pensado en este problema

Bueno. Da igual yo no me enojo por hacerme pasar por el novio de la rubia—dijo Emmett con burla a lo que Rose bufo

Ya quisieras grandote, ya quisieras—dijo Rosalie con suficiencia.

Está bien, a lo que he venido. Bella recuéstate por favor.


El examen de Emmett fue completo cuando vio mi estomago casi se puso blanco de la impresión, tenía un hematoma gigante en la barriga


Demonios Bells—susurro mientras palpaba el moretón

Lo sé, pero no fue por que quise—me defendí con una sonrisa

Claro que no, fue por esa— dijo Rose, la hice callar sin que Emmett lo notara—por esos malditos ladrones.

Tienes suerte que no te mataran Bella.

Lo sé—Emmett me receto unos analgésicos y me mando a tomar rayos X, mientras hablábamos el móvil de Rose sonó.

Bueno amiga me tengo que ir, mi coche ya lo tienen listo en el taller—se le había salido una manguera hoy en la mañana.

Bien, gracias por venir.

Yo también me voy—dijo Emmett guardando sus cosas—tomate los analgésicos y procura descansar.

Si gracias por venir Emmett.

¿para dónde vas rubia?—le pregunto Emmett

Al centro, pero no es asunto tuyo.

¿y andas sin coche? Vamos yo te llevo—dijo mi amigo, Rose dudo un poco pero de mala gana acepto, ella odiaba caminar.


Todas las visitas se fueron y los analgésicos dieron paso a un sueño reparador, uno que necesitaba después de todo esto. Al otro día todo fue un desastre, por suerte los moretones se tapaban mejor con el maquillaje, Edward colapso en el trabajo se desmayo en el medio de una junta de accionista. El caos se desato ya que nadie sabía cómo reaccionar solo yo. En cosa de segundos lo llevaron hacia su oficina y lo examine, esta vez la crisis fue más corta ya que despertó a los pocos minutos. A pesar de sus reclamos le dije que tendría que irse a descansar, llame a Emmett y el me dijo que se dirigiría de inmediato a la casa. Tome a Edward casi de las greñas y lo arrastre hasta el auto, a regañadientes se subió pero no reclamo mas.


Llegamos a la casa casi a la hora de mi antigua partida, a las seis de la tarde, porque desde que comenzaron nuestros encuentros yo me iba mucho mas tarde de lo que salía. Will nos recibió, yo traía a Edward del brazo apoyándolo casi en mi cuerpo, el mayordomo nos miro curioso.


Sr. Cullen—dijo Alarmado

Will viene saliendo de un desmayo y creo que viene otro en camino ayúdame a subirlo a su habitación.

Si—respondió de inmediato el hombre, lo tomo del otro brazo y juntos lo llevábamos hasta su habitación. Lo dejamos suavemente encima, le quite los zapatos, la chaqueta y desabotone los primeros botones de su camisa.

Will dile a una de las mucamas que me traiga una fuente con agua y compresas.

Si señorita—el mayordomo salió de la habitación

Odio cuando esto sucede—me dijo en un susurro, aun tenía sus ojos cerrados

Yo también, odio verte así.

Soy un maldito débil—se dijo a sí mismo.

¡hey!, no seas tan duro contigo además vele el lado positivo te libraste de la junta y del libidinoso de Aro—le dije ganándome una hermosa sonrisa en su rostro, ¡dios! Le tendría esa sonrisa siempre en la cara.

Si, tienes razón además—abrió un poco sus ojos—aquí puedo besarte—me dijo haciéndome estremecer, mis piernas temblaron por sus palabras y mi estomago exploto en mariposas. Sus dedos por primera vez los sentí tiernos sobre mi piel, acariciaron la mejilla que tenia aun dolida, pude ver en su mirada el repudio que le tenía a mis golpes, me acerque a él sin dudarlo sus labios se entreabrieron esperándome, roce su boca con mi lengua y sentí como su cuerpo reacciono, se estremeció por completo, una risa se soltó de mis labios pero un golpe en la puerta nos interrumpió, salte afuera de la cama y Edward bufo.

¡Emmett!—dije saludando al doctor que venía entrando

Hola, ¿Cómo estas Edward, Bella?

¿Cómo me vez?—le dijo haciéndome reír un poco, había notado que ahora Edward se notaba más expresivo, hasta el sentido del humor le había descubierto.

Mal, déjame decírtelo. Bien te examinare.


Emmett comenzó con su examen, mientras él trabajaba en Edward mi teléfono móvil sonó. El número era desconocido, mire a Edward y estaba hablando con Emmett, tome el teléfono y conteste.


Si quieres volver a ver a la perra de tu hermana, ven al antiguo departamento, si le dices a alguien la mato. —la voz de Carmen retumbo en mis oídos, tenía a Kate… pero eso no podía ser, ¡no podía! El tono de colgar salió, corte y marque rápidamente a mi casa.

¡papa!—grite intente calmarme, mi padre no podía verme nerviosa—hola papa

Hola pequeña ¿Cómo estás?

Bien papa, dime ¿Kate esta por ahí?—di que si, di que sí.

No Bella, me extraña que aun no haya regresado, tiene que haberse quedado en alguna parte con una amiga—un silencio me atravesó de pecho a espalda.

Si… si—tartamudee— eso debe ser, bueno papa nos vemos en la noche.

Nos vemos—me dijo y colgó.



Mi cuerpo sintió los estragos del panico, Carmen tenia a mi pequeña Kate y tan loca como estaba es capaz de matarla. Sentí unos ojos en mi piel, mire hacia enfrente y Edward estaba mirándome atentamente, trate de retener las lagrimas de desesperación e intente calmarme.



Edward—le dije, Emmett me miro divertido el aun no sabía que nos tratábamos de tu—tengo que irme—él se enderezo

¿sucede algo?- pregunto con semblante preocupado, examino mi rostro, intente no mirarlo para que no descubriera la ansiedad que tenia por salir corriendo.

No, solo un problema familiar- mentí

Bien, ve entonces—me extraño que fuera tan considerado, antes jamás me habría permitido salirme un poco más temprano, en esos gestos me daba cuenta de que Edward había cambiado.

Nos vemos mañana—le dije y salí corriendo de la habitación.


El camino se me hizo eterno, Salí corriendo de la casa de Edward y anduve lo más rápido que mis piernas me permitieron, estaba asustada, segada por el miedo, tenía un pánico enorme y no podía reprimirlo. Media hora después de correr a todo lo que pude llegue al edificio en donde vivíamos, el barrio seguía aun de malo, estaba lleno de drogadictos, asesinos y proxenetas. Camine lentamente por las escaleras hacia el piso en donde vivíamos, sentía el corazón bombearme en los oídos, mis manos temblaban por miedo de que algo le sucediera a mi hermana. Llegue a la puerta y estaba abierta, con todo el valor que sentía dentro entre sin mirar a atrás.



¡Kate!—grite— ¡Kate! ¿Dónde estás?—sin medir las consecuencias entre y la busque en todos los cuartos, cuando volví a la sala de estar me estremecí al ver quien estaba de pie esperándome.

Tonta Bella, siempre he pensado que eres una maldita imbécil— me dijo y comprendí de inmediato que Kate no estaba aquí, ni siquiera la habían secuestrado.

¿Qué demonios quieres Carmen?—le pregunte con rabia

¿Qué quiero?—rio muy fuerte— ¡verte muerta!—me dijo y balanceo un bate de beisbol que tenía en sus manos. Trague saliva temiendo que no saldría bien parada de aquí.

Que interesante, el sentimiento es mutuo—le dije burlándome de ella, tenía que ser valiente, ¡vamos Bella tu puedes!

Maldita engreída, siempre fuiste igual. Te creías la gran cosa ¿no?, pero no eras nada ¡nada!, ni siquiera la mal parida de tu madre era buena, si ni te aguanto a ti, vienes de una mala fabrica—se burlo, mis puños se apretaron y sentí la rabia fluir de mi sangre.

¡eres una maldita zorra!—le grite enfurecida.

Lo sé, ahora esta maldita zorra te partirá el cerebro así que dile adiós a tu bello hogar.


Me dijo Alzando el bate, pensé en mi padre, en mi hermana, en Rosalie…. La cara de Edward se apareció en mis pensamientos, tan clara y vivida, Edward, susurré en mi mente. Carmen se abalanzó hacia mí para atacarme, sabía que si no me defendía no volvería a ver a ninguna de esas personas.


Carmen arremetió contra mí, esquive un golpe con el bate y tome lo primero que pille, un sartén. Con mi nueva arma la comencé a atacar, ella esquivaba todos mis golpes.



Nunca serás lo suficientemente buena para nadie—decía mientras me intentaba golpearme como loca—tú y tu familia se van a morir—me amenazaba constantemente.



Intente refugiarme detrás de los vigones pero ella seguía golpeando como si su vida dependiera de ello, y sabía que era así. Corrí hacia donde habían unos muebles y los tire al suelo, sin darme cuenta me caí con algo en el suelo y Carmen se aprovecho de ese momento.


Ahora morirás ¡maldita!—grito y me golpeo con fuerza bruta en la espalda, un grito desgarrador salió de mi boca, las lagrimas saltaron solas de mis ojos— ¡perra, perra, perra!—decía mientras me golpeaba por todo el cuerpo. Me dolía hasta la última partícula de mí ser. Me retorcía en el suelo incapaz de escapar, lloraba, gimoteaba, jadeaba pero nada parecía ablandar el corazón y la locura de esta mujer.



Mi conciencia poco a poco se fue perdiendo, mientras sentía los múltiples impactos en mi piel recordé los rostros de mi familia, mis amigos… el rostro angelical de Edward…, si tan solo…. Tan solo…

Antes de que pudiera seguir pensando mi conciencia se apago volviendo todo oscuro. A lo lejos sentía una voz que me llamaba pero no era capaz de responder me deje llevar por el silencio y por la oscuridad que me abrazaba…



No supe nada más…




42 comentarios:

  1. M,IERDA, ESTOY HIJUEPUTAMNETE FRUSTRAD AHOR AMISMO TIWIIIIIIIII DEL PERPETU SOCORRO QUIERO COMO ABRAZARTE Y PEGARTE AL MISMO TIEMPO, PORQUE PUTAS ME DEJAS ASI ( RESPIRA INHALA EXAHALA CUENTA HASTA 10)

    OK OK, ME HE CALMADO NOOOOOOO ES CIERTO NO ME PUEDO CALMAR PERRA PIROBA CARMEN LA ODIO OJALA SE MUERA LA QUIERO CORTAR CON UN CORTAUÑAS Y DESPUEES DE HABERLA DESPELLEJADO LA FRITO EN ACEITE HIRVIENDOOOOOOOOOOOOO...

    ME HAS CONVERTIDO EN SADICAAAAAA JAJAJAJ
    dios mio no que es esto edwward se va a moorir y charlie y kate ahy dios, yo ya me estoy muriendo jaja


    YO SOLO DIGO QUE EL RPXIMO CAPITULO CAE EN MI CUMPLE PRECISO JAJA NO ME MOLESTARIA UN PEQUEÑA DEDICATORIA DIOS ahhhhhhhhhhh


    te amoooooooooooo tanto

    ResponderEliminar
  2. Jjaajjaajaja Juli fresca que no eres la unica que queda asiiii tengo dos cosas por decir QUE LEMMON TAN HP SEXY..... Y MALPARIDA CARMEN JODER COMO LA ODIOOOOOO.....
    AHI HERMANITA CADA VEZ TE LUCES AMS CON ESTE FIC SABES COMO AMO A ESTE LINDO Y SEXY PLOMO...
    YA YO MISMA QUIEOR PONERLELAS MANOS A CARMEN POR TODO LO QUE HACE Y PUES TAMBIEN QUE DIGOOOO
    BELLAAA!! NOOOO!! BELLAAA!! NO MUERAS (BUENO MUERE PARA YO TOMAR A EDWARD)
    AMOOOOOOO ESTE FIC RECUERDA TU FAN NUMEBR 1!!!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
  3. no inventes eres malvada lo sabes verdad como nos dejas asi de picas no inventes me volvere loka una semana ya te dije pobre de mi uñas k ya no tengo y ahora esperar no
    ami me encnatan k sean llargos jajajja asi tengo mas k leer y mas me encnata
    ni un adelantito nos dejastes minimo par saber o dejarme mas picada hay tiwi k maña eres jaja no es cierto sabes k te adoro niña y escribes genial tines algo k al escribir me eentro tanto a la hitoria hasta el suñeo se me kito y eso k ya etsba como vil zombi
    nos vemos mañana pravolverlo a leeer jajaj no me caso de leer esta hitoria definitivamente es mi fvorota y soy tu fan
    grax tiwi nos vemos cuidate

    ResponderEliminar
  4. sera peeerrra carmen!!! arrrrgggggg!!! tengo dos cosas qe decir.... wooooooooooooooooow menudo lemmon y... sera hija de puta carmen si eske es insoportablee!!
    no lo puedes dejar aiii!!1 aishhh yo kiero leer mas mas mas!!!

    ResponderEliminar
  5. impactante,, este capitulo me encanto de verdad.. porfis publica otro capitulo de corazon de hierro esta semana,,, estoy segura q todas las chikas me apoyan,,, dale no seas malita.. kiero masssss pleasee

    ResponderEliminar
  6. UUUUUUUUUUUUUUUUUUU.... quedamos sin aliento... que capi mas intenso, estuvo genial, como siempre, no esperabamos menos de ti.... esperamos con ansias el prox martes, seria genial que subieras dos veces a la semana... por que realmente uno es muy poco... y ademas que nos dejas con el alma en un hilo...eres una espectacular escritora y te agradecemos por regalarnos tu maravilloso Don... sigue asi..dandonos nuestra droga que mas necesitamos...
    Sin mas nada.. Polyta y Conny
    PD: te dejamos kiss vampiricos..

    ResponderEliminar
  7. wow me encanta esta historia es genial nena. felicidades. de hecho esperaba este capitulo con ansias pon otro como mi regalo de cumpleaños .. saludos desde mexico.

    ResponderEliminar
  8. nooooo!!...esto no puede ser!!
    no me puedes dejar así...dios!! esta buenisimo1!
    pofis porfis porfis sube capi antes
    se ah quedado re bueno y creo k si no me entero pronto que fue lo que sucedió, la de las crisis seré yo!!
    es obvio que bella no puede morir..me infartaría ( huy que dramática) jajajaja

    bueno ya enserio..dejándome de payasadas...
    esta lindisimo tu fic tiwi
    eres una excelente escritora y este blog es simplemente genial!!

    adoro a estos personajes y de verdad k me tienen atrapada, doy gracias a dios k estoy de vacaciones... si no adios tareas!! y...HOLA fics!!! jajajaja

    saludos y felicitaciones desde México chica...eres genial!!

    gaby!!

    ResponderEliminar
  9. mm ps ay me dejaste pikada otra vvez jjeeje maldita carmen ashhh jjejeejjbueno tiwi me encantan tus historias jejejj y me toco uno de mis capitulos favoritos en micumple jejejej =) kuidate muchop me tendras aki pronto
    bye

    ResponderEliminar
  10. NOOOOOOOOOOO!!!!!!!!!!!!!!! PORQUE ME HACES ESO, NO PUEDES DEJARME CON LA SOSOBRA DE SABER QUE PASÓ....... NO PUEDO ESPERARME TODA UNA SEMANA, POR FA PUBLICA EL SIGUIENTE CAP.
    POR CIERTO, MUY BUENA HISTORIA, ERES MUY BUENA EN LO QUE HACES....

    ResponderEliminar
  11. Sabes en este momento estoy todavia como en shock!!!! Por Diossss!!! Nooo lo puedooo creerrr!!!! No se si podre esperar hasta el martesss!!! Maldita Carmennnn es una malnacidaaaaa!!!! Porque eres tan malitaaaa y nos dejas sufriendoo de esta maneraaaaa!!!!
    En serioooo creo q voy a entrar en combustionn de tantoooo pensar !!!
    Diosss como amooo a este hombreee de hierrooo!!! Y obviamenteeeee te ADOROOO a tiii Tiwii x crearloooooooo!!!! Eres increibleeeee!!! Abrazototesss!!!! :)

    ResponderEliminar
  12. noooooooooooo!!!!!!!!!!!!!! pero como le pasan estas desgracias a sta pobre mujer!!!!! como nos dejas ASIIIIIIIIIIIIIIIIII XFAVOR NO NOS HAGAS STOOOOOOOOOOOO
    ODIO A LA PERRA DE CARMEN SERA ZORRAAAAA
    NO VOY A AGUANTAR ASTA EL MARTES DIOOOOOSSS NOS VAS A MATARRR DE ATAQUE AL CORAZOOOONN!!!

    ResponderEliminar
  13. QUE MOMENTO!!!!!!!!!!!!!ME ENCANTÓ CUANDO EDWARD ESTUVO EN CASA DE BELLA Y QUE SITUACIÓN MÁS HOT, POR DIOS!!!! ESTUVO BUENÍSIMO Y QUE ENVIDIA POR ELLA PERO CREO QUE TODAS LO DISFRUTAMOS!TE SUPERAS A TI MISMA NENA!!!!!!!!!!!ESPERO QUE EDWARD TOME CARTAS EN EL ASUNTO Y LE DEMUESTRE EL PODER QUE TIENE A LA MALDITA DE CARMEN!!!!!!Y ALGUIEN POR FAVOR AYUDE A BELLA ANTES DE QUE LA MATE!!!!!!!!!!AMO ESTA HISTORIA Y ESPERO PRONTITO EL PRÓXIMO, ANTES QUE MUERA DE LA ANGUSTIA! BESOS

    ResponderEliminar
  14. vaya ending de capítulo!!!!!!, felicidades por escribir una historia tan buena que me tiene tan enganchada,!!! asique porrrrrrrfiiiii sube el siguiente cuando puedas!!!!!!!!!!!ánimo y sigue asi!!!!! besos y gracias por escribir estas histotias tan bonitasy que enganchan a querer másssssssssss

    ResponderEliminar
  15. POR FAVOR, POR FAVOR, POR FAVOR, POR FAVOR. Otro capi mas entre semana. Llamare a mis amigas para que comenten y lean, pero otro capi mas.

    ResponderEliminar
  16. POR DIOSSSSSSSSSSS MI NIÑA QUE FUE ESTO, NO PUEDO CREER QUE ESA PERRA LE HAYA HECHO ESO A BELLA, SOLO ESPERO QUE EDWARD HAYA MANDADO A JAMES A SEGUIR A BELLA, A ELLA NO LE PUEDE PASAR NADA, EDWARD LA NECESITA Y ELLA A EL, DE VERDAD ESTE CAPI ESTUVO IMPRESIONANTE, PORFIS SE BUENA COMO SIEMPRE Y DANOS OTRO CAPI ESTA SEMANA, PLISSSSSSSS, BESOS Y DE NUEVO GRACIAS, ERES FANTASTICA, BESOS, LOQUIBELL

    ResponderEliminar
  17. ¡¡¡NOOOOOOOOOOOOOOOO!!! NO NOS PUEDES DEJAR ASIII. NI UN PEQUEÑO ADELANTO SI QUIERA NOS HAS DADO.¿COMO NOS HACES ESTO?

    LOS CAPIS ASI DE LARGOS O MAS ¿OK? TODO SE ME HACE POCO Y NO PARARIA DE LEERTE NUNCA. JEJEJE.

    QUE ALGUIEN SALVE A BELLA, QUE SEA EDWARD O MEJOR EMETT Y QUE ASI SIN QUERER SE LO DIGA A EDWARD Y QUE LA AYUDE A DESHACERSE DE LA ZORRA DE CARMEN. Y ASI LE DEMUESTRA SU AMOR.

    NO LO PUEDO EVITAR, SOY UNA ROMANTICA.
    OTRO CAPITULO ESTA SEMANA PORFIS.
    BESOS Y SIGUE ASI QUE ERES GENIAL.

    ResponderEliminar
  18. QUIERO MAAAAAAAAAAAASSS. ¿COMO QUE ES LARGO? BUENO SI, PERO ES QUE SE ME HACE CORTO DE LO QUE ME GUSTA.

    Otro capi para la semana que hasta el martes me voy ha quedar sin dedos, porque ya ni uñas tengo de tanto comermelas esperando a los capis.

    ¿Por que no haces un vpo Edward? Seria tan interesante meterse en su cabeza....

    Si a Bella la hospitalizan por las heridas, me imagino a un Edward destrozado al lado de su cama cuidandola y encargandose le la maldita Carmen.

    QUEREMOS ESE CAPI YAAAAAAAAAA.

    Eso si, sin presiones ¿heee? jajaja.

    Escribe prontito guapa. Abrazos.

    ResponderEliminar
  19. Que lemon mas bueno. Esos son los que me gustaria cambiarme por Bella.
    Haz otro capi mas entre semana Porfis.
    Con cada fic, me enamoro mas de Edward y Bella.
    Ya se va viendo el romance entre Rose y Emm.
    MAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAAASSSSSSSSSSS. PORFIS.

    ResponderEliminar
  20. ¿Como que no se dan cuenta ni Emmet ni Edward de que algo le pasa a Bella si da un grito llamando a su padre? Seguro que se dan cuenta y la siguen y ellos son los que la salvan ¿verdad? Di que si, di que si.
    No le puede pasar nada malo a Bella.Ella no se puede morir.
    Edward tiene que salvarla.
    Que Emmet le cuente que lo que paso en casa de Bella y Edward sospeche algo para que mande a James a seguirla y salvarla.
    Danos mas capis pronto.

    ResponderEliminar
  21. aww eress perversaa pero aun asii te amo
    jajaja por qe noos dejass asi pensar qe tendremos qee esperar unaa S E M A N A saves lo qe signignifica esoo 7 dias 168 horasssss!!! no podras subir uno entre semana jiji di qee sii :)

    mayraps:)

    ResponderEliminar
  22. Dios!! que fuerte!!
    Tiwii, estoy .....guahh!! impresionada y totamente furiosa por lo que le ha pasado a la pobre... ¿ porque le ha mentido sobre Carmen?,

    Dios!!, ya estoy impaciente por saber que pasará... Y como actuará Edward.

    En serio , aunque me imagine que detras de la agresión estaba esa maldita perra, nunca me imagine el final de este capi.

    Ha sido tan impactante que casi se me olvida el momentazo de la cocina. Y por otra parte, la actitud de Ed. me intriga... ya esta cambiando, se ve más pendiente de ella, y sin dudas la desea como un loco... ¿ya no ha habido más visistas de modelos verdad?..

    En serio, me muero por saber como sale de esta Bella. Una pena que tengamos que esperar hasta el próximo martes.. me muero de impaciencia.

    Un beso tiwii y ojala y te compadezcas de nosotras y lo subas antes.
    Hasta pronto.

    ResponderEliminar
  23. Por dios creo que quiero asesinar a alguien y como no veo a carmen por ningun lado voy a tener que matar al primero que se me atraviese... y mi hermano esta en el otro cuarto, jajaja,
    bueno ya enserio no me molestaria que publicaras antes, seria genial.
    Quiero que sepas que no creo aguantar hasta el martes y voy a explotar de la impaciencia.

    yOoviiZz

    ResponderEliminar
  24. eres muy mala de verdad como se te ocurre dejarme asi ya quiero saber que paso con la pobre Bella sube el capi rapido por fa..... ojala que castiguen a Carmen por todas la crueldades que hace con la familia de bella y que edward le diga que la quiere.
    felicidades eres muy buena escribiendo sigue asi que buen leemon . que tengas una muy buena semana llena de mucha inspiracion.....un abrazo.

    ResponderEliminar
  25. no nonononoooooooooooooooooooooooooooooooooooooo!!!!!!! no esto no puewde estar pasandoor dios!Q!! no nos puedes dejar asiiiiiii nooo maldita esa mujerrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrrr hay no me eaguanto el no saber q le pudo pasar a bella porfa porfa no seas malita no nos dejes asi hsta el priximo martes porfa p`porfaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

    ResponderEliminar
  26. Hija de... Será bastarda. Espero que haya aparecido alguno de los chicos, pero creo que Edward está donde está porque es un chico listo, así que, supongo que le ha permitido que se vaya antes de tiempo para averiguar que es lo que sucede y porque tanto misterio con las llamadas y con el ataque ese.
    Por cierto, hasta parece que Edward tiene hasta corazoncito...
    Besos... que no sé si podré escribir más reviews la semana que viene... más que nada porque estoy comiéndome las uñas de los nervios y la intriga y no sé que quedará como tardes mucho.
    Besos, Tiwii

    ResponderEliminar
  27. CHIKIS
    TIWI HERMOSA COMO NOS PUEDES DEJAR ASI AY ESA MALDITA CARMEN AY PLEASE PLEASE SUBE OTRO CAPI ENTRE SEMANA PORFIS NO PODREMOS AGUANTAR ASTA EL MARTES NO SEAS MALITA XD HAY TE KEDAN DE LUJO LOS CAPI JEJEJ
    BUENO
    CUIDATE BESOS
    BYEE

    ResponderEliminar
  28. dioss me dejass comieendomes las uñass xfiss sube rapido me encamta este fic te amooo eres lo mejorr y eres una excelente escritora

    ResponderEliminar
  29. Nooooo tiwii....no me puedes hacer esto...que ni siquiera hay adelanto?...por que?...tu siempre pones adelanto!! por que hoy noo??
    cielos, justo en uno de los capitulos mas padres del fic, y me dejas sin adelanto jajajaja que cruel!!

    ¡¡sube entre semana!!
    ¡¡sube entre semana!!
    ¡¡sube entre semana!!...........genial tiwii...amo tus historias!!.........eres una diosa de la escritura!!

    (_-*gaby*-_)

    ResponderEliminar
  30. nOoOoOoOoOoOoOoOoOoOoOoOooOoOoOoOo¡¡¡¡¡¡ PoBrE bElLa,PoBrE EdWaRd hAy pOrFa sUbE El cApItUlO EsTa sEmAnA No pUeDo aGuAnTaR EsToY FuRiCa nO QuIeRo q bElLa qUeDe cOn lA CaRa dEsFiGuRaDa wAaAaAaAaAa
    pOr fAvOr nOs hUvIeRaS DeJaDo Un PeQuEÑo aDeLaNtO PeRo Si PuEdEs sUbElO AnTeS PoR Fa
    aTte vIvIaNa No sAbEs cUaNtO Me gUsTa cOmO EsCrIbEs pIeRdO La nOcIoN DeL TiEmPo LeYenDoLo pLiS SuBe eL SiGuIeNtE CaPiTuLo
    SaLuDoS DeSdE MéXiCo
    TkM tiWiI

    ResponderEliminar
  31. tiwiiiiiiiiiiiiiiiiiii porfis no nos puedes dejar así, necesitamos saber que le pasó a Bella, no se muere, verdad?? obvio no cómo no puedes dejar a Edward sólo, pero porfis sube el siguiente cap ya no aguanto, la verdad, no creo soportar hasta el prox martes, porque a la que le va a dar la crisis es a mi, y otra no nos dejaste ningun adelanto como en otras ocasiones, no es justo.

    Por cierto, buen lemmon, mmmmmmmmmmmmmmmmmmmmm
    hasta se me antoja ser Bella en esos momentos mmmmmmmmm...........

    Oye tampoco son largos los capitualos de hecho son cortos a mi parecer, si son mas largos mejor y de seguro vairas dicen lo mismo que yo.....

    Sigue así, tus historias son buenisimas, gracias por compartirlas con nosotros mil felicidades y SUBE OTRO CAP, ES MÁS SUBE DOS CAP POR SEMANA siiiiiiiiiiiiiii?????

    ResponderEliminar
  32. Te pasaste... COMO ASI???... Maldita Carmen, ojala se muera pronto... Esa perra infeliz... Me mori con la escena de Edward y Bella se ve que ya se estan empezando a amar... Tiwii no me canso de decirlo cada día que pasa te haces mejor y mejor... Amiga mia exitos!!! Espero ansiosa el proximo capi y sinceramente espero que alguien mate aunque sea por accidente a Carmen, y que Emmett y Rosalie terminen juntos, por cierto... No apareceran nunca Alice, Jasperc Carlisle y Esme?

    ResponderEliminar
  33. Ya van mas de 21 comentarios. Espero que nos des lo prometido. Jeje. Lo siento si te presionamos, no es nuestra intencion, pero es que lo necesitamos. Tambien espero que no nos pidas ahora pala la proxima vez que superemos estos o los igualemos, porque no se a quien mas decirle que se lo lea y que comenten. Besos y cumple lo prometido.

    ResponderEliminar
  34. q emocion ,,, eso no se vale me desjaste en espectactiva.. anda sube ,, este capi estubo bunenisimoooooooooooooo........... y ya ay 33 comentarios eso significa q cumplimos con lo q nos pediste,,, anda sube otro capitulo de esta historia y no te preocupes por lo de largos , entre mas largo mejor,,, mas interesantes son,, anda sube otro capituloo pleaseeeee...

    ResponderEliminar
  35. Tiwii, quiero unirme a tod@s l@s que quieren matar a Carmen, es muy maldita.... y también me uno a quienes están pidiendo que adelantes la actualización...
    ¡¡¡¡Esta historia está muy, pero muy buena!!!!!!!... ¡¡¡me tiene infartada!!!! y para variar... Edward me tiene absolutamente atrapada... a pesar de ser tan pesado y antipático...LO AMO IRREMEDIABLEMENTE...
    Un abracito y sabes que me encanta como escribes...
    macaries

    ResponderEliminar
  36. Todas las semanas me sorprendo mas wow!! me encanta como escribes y tu historia espectacularmente buena pero me vas a matarrrrr ahora como voy a hacer para aguantar hasta la prox semana me mueroooo!!!!

    ResponderEliminar
  37. Siiiiiiiiiiiiiiiiiiii. Otro capi esta semana. ¿Que voces oye Bella llamandola cuando esta cayendo en la inconsciencia? ¿Sera la de Edward o/y Emett? Seguro que salen detras de ella cuando se va de la casa. Que bonito seria que Edward la cogiera en brazos y se la llevara para cuidarla y cuando ella despertara notaran que estan profundamente enamorados y Edward hiciera todo lo necesario para ayudar a Bella a encerrar a Carmen de por vida en la carcel.
    OTRO CAPI ESTA SEMANA ¿SIIIIIIIIII? PORFIS.

    ResponderEliminar
  38. Hola Tiwii
    Me encanto el cap, me hizo llorar pobre Bella, como es que Carmen puede querer matarla.Que colera que me da esa tipaaaa. La tienen que meter de nuevo a la carcel, como la dejaron escapar.
    Te leo en el prox cap.

    ResponderEliminar
  39. POR DIOS TU QUIERES QUE NOS DES ALGO. COMO PUEDES TRATARNOS ASI Y NOS DEJAS EN UN SUPER SUSPENSO TEN PIEDAD. PERO ESTA EXCELENTE GRACIAS POR TU DEDICACION.

    ResponderEliminar
  40. HAAA POR FAVOR SUBE EL SIGUIEMTE CAPITULO Q YA ME ESTOY MURIENDO JAJA PLIS SI?'YA TIENES MAS DE 30 COMENTARIOS SE Q ESTAS OCUPADA PERO PORQ NOS DEJAS ASI DE DESESPERADAS ES TU CULPA Q TE PIDASMOS MAS TUS HISTORIAS SON MUY BUENAS JEJE BYE TKM TIWII
    ATTE VIVIANA MEXICO

    ResponderEliminar
  41. SI PUEDES SUBIRLO MAÑANA O EL VIERNES SERIA EXELENTE PERO POR FAVOR HASTA NI SIQUIERA QUIERO COMER POR TU CULPA ESTOY PREOCUPADA CON BELLA Y CON LA PERSONA Q LA LLAMABA WAAA SUBE EL PROXIMO CAPITULO POR FAVOR TE LO RUEGO

    ResponderEliminar
  42. aaaaaaa por favor sube el siguiente caitulo por favor ya me estoy muriendo de preocupasion no puedo dejar de pensar por favor ya subelo el martes no por favor haaaaaaaaa no nos hagas esto ya tienes mas de 40 comentarios

    ResponderEliminar