“No Necesito un Cielo si tú no puedes ir a él ",
Bella Swan, Luna Nueva

"Un día escribiré tanto como Estrellas hay en el Cielo" Tiwii Cullen





Debemos aclarar que todas las historias que están en este blog nos pertenecen y son de nuestra autoría pero los personajes de la Saga Crepúsculo y algunas otras cosas más que aparecerán en los Fics que publicaremos aquí son propiedad de Stephanie Meyer, también existen personajes que son sacados nuestra imaginación.



lunes, 8 de noviembre de 2010

Tornado en Aguas Claras, Capitulo 4: Vecinos





Tornado en Aguas Claras

Capitulo 4:

Vecinos



Hola nenas, perdón por no subir la semana pasada pero como saben estuve bastante atareada con el rediseño de Over, esta semana vino mi sobrina a la casa puesto que no pude escribir en todo el fin de semana u.u, espero tener listo los capítulos para mañana y el miércoles (échenme porras ¿sí?)
Espero les guste el cap, miles de besos a todas,


Con Amor




Tiwii Cullen




POV Rosalie:



Mi mente aun no podía dejar de pensar en Emmett, lo había encontrado por segunda vez y el impacto había sido aun mayor, entre mis ensoñaciones y pensamientos sentí unos duros pasos caminar por la estancia hasta entrar en el despacho, enfoque rápidamente la vista y la figura de mi hermana pequeña apareció frente a mis ojos.


— ¿Dónde estabas? – pregunto con furia en sus palabras, llego al frente mío con una expresión trastornada.
—estaba arreglando unos papeles de la hacienda ¿pero qué sucede? ¿Estás bien?
—si con un demonio ¡estoy bien!, ¿donde está Alice?— insistió nuevamente.
— en los huertos pero…
—Llámala y vamos al despacho,  tenemos problemas— el tono de su voz me indicaba que



Asentí lentamente, llame por celular a Alice quien dijo que vendría enseguida. Mire a Jake por la ventana y traía la misma cara que Bella.


—¿Qué pasa Bells?— pregunto Alice cuando ya estábamos reunidas
—estuve en los predios que dan con los morales, los que están detrás de nuestras caballerizas y conocí a los nuevos dueños
— ¿Y?— pregunte con incertidumbre— ¿quiénes son?
—tengo el “Agrado”— dijo haciendo las comillas en el aire— de informarles que nuestros nuevos vecinos no son nada mas ni nada menos que los Hermanos Cullen.


Un silencio se produjo en la sala, Bella nos miraba aun con la cara de espantada, Alice y yo nos miramos, ambas miramos a Bella y las expresiones de asombro no se hicieron esperar.


— ¿pero cómo demonios?... me estas diciendo que ellos compraron la hacienda
—sí, así como lo oyes ahora la hacienda de los morales es parte de “Aguas Claras”, los Cullen son nuestros nuevos vecinos.


La cara de todas era diferente, Bella estaba asombrada y un tanto molesta, Alice tenia una expresión extraña no se si estaba contenta o asombrada y la mía era netamente sorpresa, jamás me imagine que los Cullen con ese imperio tan grande que tienen compraran mas tierras, creo que la ambición puede mas.


—Llegue a los predios y vimos que estaban derribando nuestras vayas cuando me acerque a encarar al dueño me tope con uno de ellos, demonios el maldito se atrevió a llamarme Señora el muy desgraciado— dijo Bella con una cara de furia.
—maldita sea, si hubiera sabido tal, habría hecho aunque sea una oferta, pero realmente no necesitábamos esas tierras, con Tornado negro nos basta y sobra
—Bueno pero ya no vale arrepentirse, además debemos recordar que los Cullen tienen una fortuna incalculable— dijo Alice bufando.
—me da rabia tenerlos tan cerca, no entiendo como consiguieron esa hacienda
—yo si se— dije— ellos ofrecieron lo que pedían o tal vez mas, es obvio que el viejo morales quería vender, lo que no entiendo es que ni siquiera nos avisara.
—es lo mínimo creo yo, fuimos sus vecinos por años, ¡demonios que coraje!


Estuvimos un bueno rato discutiendo las desventajas de tener a los Cullen como vecinos, eran demasiadas, lo que mas nos preocupaba es que limitábamos justo en donde teníamos las caballerizas y los corrales de entrenamiento. Esa era una de las grandes cosas que preocupaba a Bella. A diferencia de ella Alice parecía estar hasta contenta, su cara irradiaba una sonrisa que no podía negar, luego de que terminamos la reunión se fue mas cantarina que de costumbre a los huertos. Bella se fue echando humo a las caballerizas pero yo me quede allí no sabia que esperar, creo que tendría que hacerles una visita a los hermanos Cullen, debemos establecer las nuevas reglas del juego.


Me subí a mi camioneta acompañada de todos los planos y divisiones territoriales de la hacienda. En el camino hacia “Aguas Claras” pensé en lo que iba a decir, sin duda tenia que saber defender nuestros terrenos, no porque ellos sean los mas exitosos de la región tienen porque pasarnos a llevar. Llegue a las afueras de la hacienda, respire hondo antes de entrar, debía de armarme de valor para lo que iba a tratar, no podía dejar que los Cullen me intimidaran pero me preguntaba ¿Cuál de ellos era el que manejaba la hacienda? ¿O tal vez eran los tres?, estaba a punto de averiguarlo. Detuve mi camioneta en las afueras de la hermosa casona, era de un solo piso pero se extendía hasta donde mis ojos no alcanzaban a ver, de un color amarillo sol que la hacia verse aun mas imponente. Cuando me pare afuera a contemplar lo maravilloso que podía ser tener tanto poder se apareció una señora, venia con una mirada que reflejaba la interrogación en sus pensamientos


—Buenos días Señorita, ¿Qué se le ofrece?—
—Mi Nombre es Rosalie Swan y vengo a entrevistarme con el encargado
— ¿tiene usted una cita?
— no pero le aseguro que el me recibirá al saber mi nombre— ase
gure sin ni siquiera saber si era verdad.
— está bien señorita la anuncio de inmediato.
— muchas gracias.


La mujer de mediana estatura se fue rápidamente al interior de la casa. Esperaba que no se negaran a recibirme. A los pocos minutos salio nuevamente de la casa con una sonrisa en sus labios.


—Señorita— dijo la mujer— el señor Cullen esta en este momento en los potreros pero esta dispuesto a recibirla. ¿Podría ustedes dirigirse allá?
— si… claro— asentí— pero no se llegar
—no se preocupe, yo me encargare, sígame—



Seguí a la extraña mujer por los caminos de la hacienda, al pasar por las instalaciones quedaba mas que claro el poder y el dinero que corría por todas partes, a leguas se notaban todos los recursos que poseían, nosotras ni en sueños podríamos llegar a pensar en tener todo esto. Avanzamos un buen trecho más y en la parte más alejada se veían las caballerizas.


—bueno señorita ahí están— dijo la mujer— el Señor Cullen esta trabajando pero la recibirá allí.
—muchas gracias Sra.…—
—solo Sara, mi nombre es Sara y soy el ama de llaves de “Aguas Claras”
—entonces muchas gracias Sara.


Camine a paso lento pero inseguro, no sabia con cual de los tres Cullen me iban a encontrar. Mientras mas me acercaba una presión en la boca del estomago casi no me dejaba respirar, llegue a las vallas que delimitaban los potreros y me pase por entremedio de ellas, camine rodeando los corrales y cuando llegue a la parte de enfrente tuve una visión. Entremedio de cerros de pastizales secos estaba un hombre con su torso descubierto, los rayos del sol pegaban en su piel dándole un aspecto de luminosidad, parecía brillar al contacto con la luz. Sus fuertes brazos se marcaban aun mas al forzar el azadón que tenia en sus manos, tenia un aspecto endemoniadamente varonil y sexy, moví mi cabeza con furia y trata de despertar de ese sueño pero no era así, era realidad, mire la cara del hombre y no era nada mas ni nada menos que Emmett Cullen.


—Buenos días Señorita Swan— saludo muy cortes pero con una condenada sonrisa sexy que me seco la boca.
—buenos días Señor Cullen— respondí con la voz mas serena que la situación me permitió, trate de componerme y volví a hablar— recuerde que mi nombre es Rosalie…
—está bien, Rosalie   entonces también deberías recordar que mi nombre es Emmett, pero dime ¿a qué debo el honor de tu visita?
—quiero saber qué pasa con nuestros limites, ahora que ustedes son los dueños de la hacienda continua quiero saber ¿cómo lo haremos para dividir?, antes jamás tuvimos problemas con los Morales pero veo que ustedes no tendrán la misma predisposición que ellos.
—Rosalie… no quiero ser descortés pero nosotros solo estábamos poniendo las vayas donde corresponde, además por lo que tengo entendido fue tu hermana la que llego buscando pleito.
—Mi hermana no estaba buscando nada— reclame acortando la distancia unos pasos
—mi hermano tampoco— respondió acortando toda la distancia que nos quedaba, estábamos frente a frente su halito llegaba a mi cara probocabandome un ciento de sensaciones nuevas— no quiero que insulte a mi familia, eso jamás lo permitiré
—entonces usted tampoco ose difamar a la mía, si no conocerá quien es Rosalie Swan.
— ¿Y quién es?— dijo girando un poco su cabeza, se acerco peligrosamente a mis labios, mi sangre comenzó a bombear más rápido, mi corazón salto de mi pecho y se acelero de manera alarmante— me encantaría conocerla.


Antes de que pudiera responderle algo, paso sus manos por mi cintura y me pego a su cuerpo, un gemido involuntario se soltó de los labios de ambos antes de juntar nuestros labios. Me estaba besando, ¡Emmett Cullen me estaba besando! Y con un demonio que besaba bien. Me apretó contra su cuerpo y pude sentir cada partícula de él, su piel estaba caliente y el calor traspasaba la tela de mi ropa convirtiéndose en una dulce caricia a mi piel. En un momento de cordura intente soltarme de su agarre pero sus fuertes brazos no me lo permitieron, comenzamos un forcejeo que hizo mas intenso aun el beso. Una de sus manos se fue a mi cabello presionando su cabeza con la mía, sus labios dulces y carnosos devoraron mi boca, haciéndome gemir reiteradas ocasiones por la intensidad de sus besos. Después de unos momentos el forcejeo ceso, subí mis brazos y lo atraje aun más hacia mí, estaba drogada, extasiada y completamente embrujada por esos labios. Lo tenia tan cerca de mi que podía sentí cada parte de su cuerpo, era una sensación abrazante que no tenia descripción, mis piernas en un momento flaquearon y parecían de gelatina, cuando la falta de aire se nos hizo inminente comenzamos a separarnos dejando delicados besos en los labios del otro.


―    había querido hacer esto  desde que te vi en la competencia— dijo Emmett, me sorprendió con su sinceridad
―    y abrías  tenido la misma  respuesta— dije dándole un pequeño beso.
―    ¿Qué demonios me hiciste? no puedo dejar de pensar en ti, al parecer… encontré mi perdición— dijo y mi corazón casi exploto en un sentimiento desconocido, con su afirmación me sentí volando, casi en una nube.
―    ¡Emmett!— un grito nos hizo separarnos de un brinco, unos momentos después un chico rubio de ojos azules muy parecido a Emmett apareció en las caballerizas
―    Jasper— dijo aclarando su voz, sus ojos me penetraban como dos espadas, yo no podía hacer mas que mirarlo, sus labios me incitaban a seguirnos besando tuve que usar todo el autocontrol que poseía para no lanzármele encima a pesar de que estaba su hermano.
―    Llego el veterinario— dijo pero termino casi en un susurro al notar mi presencia, me miro a mí y a Emmett, pude ver una sonrisa en sus labios. Demonios ¿será que nos abría descubierto?
―    Bueno… yo… yo me tengo que ir— dije con la voz entrecortada, la mirada de Emmett me seguía expectante pero no pude hacer nada mas que esconder la mía en el ala de mi sobrero— nos vemos— dije y camine hacia las vayas nuevamente un brazo me sujeto antes de que pudiera avanzar mas, me giro y nuevamente me tope con esos ojos azul cielo.
―    Claro que nos veremos Rose y muy pronto— dijo en un susurro solo para que los dos lo escucháramos, me logre soltar y a zancadas abandone el campo.


Subí a mi camioneta como alma que lleva el diablo, el corazón lo tenia desbocado y un sin numero de sensaciones extremadamente alarmantes recorrían mi cuerpo, me sentía bien a decir verdad me sentía excelente y lo peor de todo… me sentía mas viva que nunca, ese beso no lo podría olvidar jamás.


POV. Alice:


―    y ahora para colmo mañana tenemos una cena en la asociación de ganaderos— decía Bella colgando su celular. Después de la noticia que nos había dado hoy estaba completamente enojada.
―    ¿Qué pasa?
―    Que mañana tenemos unan cena en la asociación de ganaderos y  a que no adivinas en honor de quien es
―    ¿No me digas?— pregunte con sorna
―    Malditos Cullen, ¿como pueden tener tanta suerte los condenados? Antes solo eran unos pobres rancheritos dueños de una casita
―    ¡Bella!— dijo regañándola, ella tenia la boca apretada y el ceño completamente fruncido
―    ¡hay Alice lo siento! Pero me revienta todo esto. A pensar de que les ganamos en la competencia siguen llamándose “los mejores criadores de la zona”, me enferma
―    Bella cariño no podemos cambiar todo con una sola batalla ganada, además no te preocupes que pronto veras que les haremos el peso— dije confiada, sabía que nuestra hacienda saldría adelante.
―    Eres muy optimista Alice
―    Siempre lo he sido— respondí con una sonrisa— además estoy muy contenta
―    ¿Por qué?
―    Porque… ¡podremos usar los maravillosos vestidos que he diseñado para ustedes y para mí!, pensé que no encontraríamos la ocasión.
―    Demonios Alice… ¿no puedes pensar en otra cosa que no sea en ropa?
―    No— acepte con una sonrisa— prometo que nos veremos despampanantes.
―    No cuentes conmigo, yo no iré
―    O si Bella, claro que iras— dije ahora yo con el ceño fruncido
―    Haber y ¿Quién cuidara de papa?
―    Jake y Billy, además de Dominga— ese era el nombre de la muchacha que nos ayudaba en casa, ella era muy servicial y amorosa— o podría ser Leah— la otra chica que nos ayudaba, ella era mas reservada pero increíblemente leal a nosotras.
―    Hay caray Alice, siempre le encuentras excusas a todo… demonios— dijo saliendo del invernadero golpeando la puerta. Bella era demasiado temperamental y no soportaba que la obligaran a algo, pero esta vez no iba a ceder. Ella iba a esa fiesta si o si.



Estuve unas cuantas horas mas supervisando a las temporeras y me fui de volada a la casa, pero al llegar me encontré a Rose sentada en las escalinatas de la entrada principal


―    hermana ¿qué pasa?— pregunte al ver su rostro blanco como el papel
―    nada, es solo que, no nada Alice— dio un enorme suspiro
―    bueno déjame decirte que mañana tenemos una cena
―    y ¿Dónde?— pregunto levanto su cabeza
―    en la asociación de ganaderos, lo malo es que para homenajear a los Cullen, pero estamos invitadas.
―    A los Cullen— dijo en un susurro
―    Entonces ¿Vamos?
―    Por el tono de voz que tienes presiento que no sirve de nada que diga que no
―    Acertaste, iremos si o si.
―    Está bien, pequeña— asintió.


El día siguiente fue de preparativo en preparativo, mientras las muchachas se bañaban prepare todo lo necesario para la fiesta. La primera fue Rose que era mucho mas dócil, solo unas capas de maquillaje y su pelo suelto la dejaron como una reina. El vestido que diseñe para ella, era corte recto tipo strapless pero llegaba al suelo de color negro y con un enorme corte que dejaba ver sus níveas piernas. La siguiente fue Bella, ella también dejo su cabello suelto, era increíble lo hermosa que se veía con maquillaje y bien arreglada ella podría ser la mas hermosa de la fiesta si se lo proponía. Un vestido de color blanco con bordados negros  de tipo strapless pero hasta las rodillas fue el escogido, le quedaba perfecto. Una rosa en su cabello de color negro fue el toque ideal. Por mi parte yo ya tenia toda lista solo era peinarme y maquillarme. Mi vestido era de tirantes y escote recto. Un corpiño ajustado a mi piel y una falda ancha hacían el complemento perfecto.


A las 9 de la noche íbamos de camino hacia la fiesta, Bella estaba nerviosa por todo lo que le había puesto, según ella parecía una verdadera muñeca adornada con tanta cosa. Odiaba sentirse presa de mis delirios, pero así era una vez mas me había convertido en una muñeca y se veía hermosa.


El salón donde se realizaba la fiesta era enorme, tenia ventanales por todas partes, por donde se veía todo lo que sucedía adentro. Llegamos y un valet nos recibió las llaves de la camioneta, estaba loca de la emoción, ella había dicho que jamás había pensado que en este pueblo se hicieran fiestas, habría preferido que eso fuera verdad pero veía que no contaba con tanta suerte. Si esto se realizaba siempre mi estadía se convertiría en un infierno.


―    ¿Qué miras?— le pregunte a Bella que tenia su mirada perdida en cualquier parte.
―    La infinidad— respondió, me choca que sea tan intransigente con las fiestas. Llegamos al frente y me adelante para hacer las presentaciones
―    Buenas noches, somos Rosalie, Isabella y Alice Swan— el guardia nos busco y con una seductora sonrisa nos dejo pasar.
―    Estaba ¿flirteando?— pregunto Bella al momento de entrar
―    Si lo estaba— respondió Rose— es que están tan guapas esta noche que cualquiera se queda prendado.
―    Estamos— dije— todas lo estamos.



Caminamos  al gran salón y todas las miradas se pusieron en nosotras, parecía que nos estuvieran esperando, la gente se movió y pude distinguir a 3 hombres parados a la orilla del bar. Los hermanos Cullen iban elegantemente vestidos, los tres estaba impecables. Emmett traía un terno simple, era negro rallado, el color resaltaba sus ojos azules como el cielo,  en el centro estaba el mas pequeño el de cabellos cobrizos, Edward traía solo unos pantalones de vestir y una camisa de color blanco, bastante juvenil. Pero el que cautivo mis ojos fue Jasper, el rubio de ojos color mar. Tenía solo unos pantalones de vestir y una chaquetilla, se veía guapísimo. Mi boca se seco de solo admirar su figura. Los tres estaban parados y hacían que el salón se iluminara con su sola presencia.

―    ¿a quién miras?— le pregunte a Bella mientras tenia su ceño fruncido
―    A nadie— dijo corriendo la mirada, un camarero paso por su lado y hábilmente saco una copa de champaña de su bandeja.
―    Wow, cuidado con eso bella, tu nunca bebes
―    Si pero siempre es bueno una primera vez, cierto.
―    Creo que si— respondí dudosa
―    Ya vamonos de aquí, mira que me choca que me miren—


Bella se fue y corrí la vista hacia donde estaba mirando Bella, tres pares de ojos nos miraban atentos, aunque solamente unos ojos color mar llamaron por completo mi atención, Jasper me dedico una elegante y hermosa sonrisa.


―    ¿Qué estás haciendo?— me pregunto Rose divertida
―    ¿yo?, Nada. Solo miro quien esta aquí
―    Iré por una copa ¿quieres una?
―    No gracias, mas tarde tal vez.
―    Nos vemos— dijo con una sonrisa y se fue.



Me mezcle con la gente y converse con algunos. Todos parecían muy amables y dispuestos a entablar una charla. Me alegre de saber que las personas estaban felices por nuestro regreso, muchos me preguntaron como lo habíamos hecho con los caballos para entrenarlos pero ese era el secreto mejor guardado de nuestra hacienda. Jamás se lo diríamos a un extraño. De pronto una mano tibia toco mi espalda, el calor hizo que me recorriera un escalofrió a lo largo de todo mi cuerpo. Mis pies se pegaron al suelo y solo pude girar mi cabeza para ver de quien se trataba, unos ojos incandescentes me miraron de una manera que hizo flaquear mis piernas.


―    Buenas noches— me dijo la voz sensual de uno de los Cullen. Jasper
―    Buenas noches— respondí con la voz tan segura como pude
―    Creo que no nos han presentado— dijo con un tono que me hizo delirar
―    Creo que no— le extendí la mano— Alice Swan— dije esperando a que el tomara la mía, en un movimiento que no predije me tomo con la suya y se la llevo a la boca
―    Jasper Cullen— la beso y una corriente eléctrica se extendió por todo mi brazo y llego a zonas que jamás imagine
―    Mucho gusto— mi voz salió en un susurro que provoco una sonrisa en sus labios
―    Permiso caballeros— dijo dirigiéndose a las personas con las que conversaba— me robaré a esta dama— paso mi mano por su brazo y me saco del círculo
―    Creo que no es bueno que nos vean hablando— dije en un repentino arranque
―    ¿Por qué lo dice?, si estamos solo hablando
―    Por favor no se haga el desentendió, estamos en una situación un poco tensa.
―    Primero antes de responder cualquier cosa trátame de tú por favor, me siento viejo escuchándote decirme usted
―    Está bien— acepte con un ligero rubor en mis mejillas, el hombre sabia como cohibir a una mujer.
―    Entonces… decías que no debíamos hablar. Bueno es verdad que nuestras relaciones familiares no son las mejores pero no veo que eso nos impida mantener una agradable conversación, ¿no crees?— una arrebatadora sonrisa se posiciono en sus labios y supe que estaba perdida en sus encantos.
―    Claro— cerré mis ojos y solté un suspiro una sonrisa también surgió de los míos, sus ojos brillaron con un fulgor que jamás había visto, me dejaron hipnotizada
―    Entonces ¿bailamos?— pregunto cortes extendiéndome la mano
―    Será todo un placer



Me llevo a la pista de baile, trate de no mirar para ningún lado ya que si veía a cualquiera de mis hermanas podrían matarme solo con la mirada, Bella diría que estoy bailando con el enemigo pero no me importa, mi nariz toco la solapa de su chaqueta y cerré mis ojos de la fuerte sensación que me produjo sentir su perfume, era suave dulce y completamente adictivo. Demonios estaba perdiéndome en sus encantos.


―    bailas muy bien— dijo bajando su mano a la parte descubierta de mi vestido
―    igualmente
―    y dime que opinas de la guerrilla por los títulos
―    que es una completa estupidez
―    ¿cierto?, estoy de acuerdo
―    Deberíamos estar en paz— levante mi cabeza y sus ojos me miraba atentos, me volví a perder en la infinidad de ellos
―    Opino lo mismo, además… me encantaría hacer una alianza de paz contigo— su rostro estaba peligrosamente cerca del mió
―    a mí también— su halito toco mi piel y fue como si cada célula de mi cuerpo hubiera reaccionado.
―    Dios… como eres de hermosa— dijo solo segundos antes de que sus labios tocaran los míos. Sus manos me atrajeron a su cuerpo y sentí desfallecer. Me perdí en un mar de sensaciones, sus labios comenzaron a moverse lentos, su lengua toco mi boca pidiendo permiso para entrar, delineo todo el contorno y suavemente saboreo cada parte de ellos. En un punto de debilidad concebí el paso hacia mi  cavidad bucal y ahí fue cuando se desato la perdición.


Nos separamos por la falta de aire y parecía que estábamos conectados mentalmente, rápido y muy sigiloso me saco de la pista de baile y me llevo al exterior, el aire helado pego en mi piel pero eso no importaba, por dentro tenia cada parte de mi cuerpo ardiendo por el contacto con este hombre.


―    no puedo evitarlo— dijo antes de volver a besarme, pero aun con mas ansias que antes, sentí un vació en el estomago seguido de una explosión de mariposas que se esparcieron por todas partes, sus manos me pasaron por la espalda pegándome a su cuerpo.
―    Esto no está bien— dije con la respiración entrecortada y estando mas en desacuerdo que de acuerdo con lo que había dicho
―    En este momento no quiero pensar Alice, la emoción de tenerte aquí en mis brazos no se compara con nada


Su boca nuevamente se pego a la mía, su lengua entro sin contemplaciones a mi boca y exploro todo lo que tenía a su paso, ambas comenzaron una lucha por el poder y por probar todo lo que se pudiera. Su cuerpo estaba completamente compenetrado con el mió y se sentía estupendo, jamás sentí una conexión tan fuerte con alguien, éramos casi un rompecabezas maestro.


―    debo marcharme— dije al cabo de unos minutos, si mis hermanas me encontraban en esta situación, me mataban de seguro.
―    No por favor, no quiero, quédate conmigo o vamonos de aquí
―    No puedo, por favor déjame irme que no quiero empeorar las cosas— Jasper dudo pero después relajo su semblante y pareció aceptarlo
―    Esta bien… pero ni creas que te libraras de mi Alice Swan— dijo y me beso
―    Estaré esperando— dije con una sonrisa picara, me separe de el sin mirar atrás, no quería caer en la tentación de quedarme en sus brazos. Entre al salón por una puerta trasera, estaba todo iluminado por pequeños faroles, la luz era tenue pero se podían distinguir las figuras, pase por el lado de una pareja que estaba muy acaramelada, sentí un vació al recordar que estaba haciendo exactamente lo mismo, unas ganas locas de volver se posicionaron de mi, pero al mismo tiempo mi cordura luchaba por tener el poder. Avance un poco mientras dejaba atrás a la parejita cuando estaba por doblar una esquina sentí un gemido seguido por un nombre increíblemente familiar
―    Rose— salió de la boca del hombre, me gire sobre mis talones y volví hacia donde estaba la pareja
―    ¿Rosalie?— pregunte y mi boca casi cayo al suelo. La pareja se separo de inmediato la cara ruborizada y casi destellante de mi hermana fue de lo único que me ocupe, cuando Salí del asombro mire hacia el lado y casi palidecí al ver a su acompañante, o el encanto estaba en la familia, pero no podía creer que en la misma noche y en el mismo lugar dos caímos con alguien de la misma familia


El hombre era Emmett Cullen.




POV Bella:



Estaba en una fiesta y mas encima mis amables hermanas me habían dejado sola, ¿Cómo demonios me metí en esto?, me preguntaba casi 5 minutos.



―    bastante nerviosa para ser una mujer de alta alcurnia— dijo una voz que me irrito a penas la reconocí, gire mi cabeza y atrás mió estaba el engreído  de Edward Cullen.
―    Y a usted eso ¿qué le importa señor?— dije girándome de nuevo y dándole la espalda, sentí que se movió y posiciono delante mió
―    A mi me da lo mismo, de hecho no me importa en lo más mínimo— aclaró serio
―    Entonces váyase al demonio— le dije con rabia— y ni crea que olvide lo de los cercos a penas pueda voy y se los tumbo
―    Atrévase señorita Isabella que la estaré esperado— nos dimos miradas cargadas con odio, como detestaba a este desgraciado— y cuidado conmigo mire que no muchos se han enfrentado a mi y han podido contarlo
―    ¿me está amenazando gran atrevido? Para que sepa no le tengo miedo a infantes como usted, desgraciado— le dije, apreté la copa que tenia en la mano
―    Ni yo a mujeres peonas como usted— me examino con la mirada y una sonrisa burlona— pero veo que hoy dejo su disfraz de peón de hacienda y vino como la princesa que me imagino pretende ser.
―    Ni princesa ni nada estupido, no sea bobo. Yo no soy ninguna imbecil como esas que debe conocer usted
―    No claro que no, las que conozco yo son hermosas, no como otras que son feas, amargadas y además huelen a estiércol.


Mi ira se desbordo por todas partes, el cólera que sentí me lleno por completo, ¡quien se cree este maldito imbecil para tratarme de fea!


—Entonces vete al demonios, imbécil— terminé la frase y le aventé todo el contenido de mi copa, la champaña se vació completa en su cara y traje, lo había dejado perplejo me miro con su boca entre abierta y la ira apareció en su mirada— púdrete Cullen.



Le dije y desaparecí de la escena, me las iba a pagar juro que ese maldito no se las iba a acabar. A mi nadie me insultaba y salía sin tener su merecido.


20 comentarios:

  1. Omg.! como ya habia dicho Bella es amargada.. u.u y por cierto me hubiera gustadso.. k hubiera un acercamiento.. pero de igual kieor ver lo k le hace a Edward.. jeje... kiero leer el proximo capitulo..
    besos..

    ResponderEliminar
  2. jejejeje me encantaaaaaaaaaaa danos adelantosssss x faaa jejeje besos adrii

    ResponderEliminar
  3. Es genial!!, me encanta, pero necesito saber más, no creo que pueda esperar hasta el próximo capítulo. Creo que me pasa como a nana_91, necesito adelantos. Besos y hasta pronto

    ResponderEliminar
  4. jajaja q genial!!!! espero con ansias el prox capitulo!!!!

    ResponderEliminar
  5. hay estos 2 ultimo si q se las traen no? decirle fea se re fue este edward jajaj buenisimoooo

    ResponderEliminar
  6. esto se pone cada vez mejor!!! este Edward sinico es tan sexy que me dan ganas de domarlo ;)

    ResponderEliminar
  7. HUYYYYYY!!!!! QUE MUJER TAN BRAVA QUIERO VER COMO VAN A HACER PARA ACERCARCE Y ESTOY DE ACUERDO CON LAS NIÑAS QUE PIDEN ADELANTOS ES REDIFICIL ESPERAR 8 DIAS PARA EL PROXIMO CAPI, DESDE COLOMBIA TODA LA ENERGIA POSITIVA .LILY.

    ResponderEliminar
  8. Cada vez esta mejor me encanta que por lo menos Alice y Rose empiezan a enamorarse pero Ed y Bella son mi pareja favorita muero por saber la reaccion de Ed saludos desde Mexico y Animo

    ResponderEliminar
  9. No ma...no negare q Bella puede ser amargada, pero por Dios¡¡ insultarla asi???...esta vez Edward se se paso de lanza grrrrrrr (rabia), pero mira despues se van a acabar amando...puedo imaginar q despues Bella va a arreglarse mas como toda una señorita hermnosa, como se supone que ella es jejejeje y Edward va a quedar rendido a sus pies jejejeje (capaz q me muero si eso ocurre).Buenor eferido al capitulo wow¡¡¡¡ Tiwii estuvo genial,me morire por saber q es lo q pasara en el proximo...pobre Bella¡¡¡ tan bien q me cae la ni8ña esa waaaaaaa...pero todo puede cambiar jejejeje.Bueno Tiwii nos leemos mañana en "Scort" wii¡¡¡ jejeje no ma estoy ansiosa por saber q pasara con la tal Angela, Edward y Bella...esto esta ardiente, muy pero muy intesno y no o sea y mucho mas el de "Cuidando tu corazon" ese me esta matando por dentro y por fuera no aguanto para leerlo uffffffffff ese si me tiene con los nervios de punta no he dormido nada bien por la intriga muahh muahh jajajaj bueno cariño cuidate mucho
    besos y abrazos con amor
    Viviana Bv
    Posdata: Genial el capitulo, te felisito cada día te superas mucho mas a ti misma, cada dia escribes mejor wii¡¡¡
    sigue asi¡¡¡¡ (animo si se puede si se pude XD )

    ResponderEliminar
  10. OOOOMGGGGG ahora si q estos dos se han declarado la guerra.. o por dios va arder troya jajajaja..ira q bella en verdad puede ser un pocoooo hostinada pero edward mira q este se la comio..dioss coo le dice eso es q sta loco o que jajaja pobre de los otros chico estos dos le van a dar dolores de cabezas a sus hermanos...jajaja y pss miren a emment y jasper cayeron redonditos a los encantos de las chicas..y sta ni pidieron dos pedidas ..amo a wstos chicosssssss wiii

    tiwii te la comiste este capitulo madre mia te quedo fenomenal dioss no puedo creer q tendre q esperar al proximo lunes para poder saber q se van hacer estos dos.. y nose porq pero creo q una de las chicas tiene razon en decir q bella se a a poner mas preciosa y dejara a mas de uno con la boca abierta jajaja

    ResponderEliminar
  11. No lo puedo creer estuvo excelente este cap. me has dejado a en suspenso tiwii siempre de mala con nosotras a esperar al próximo lunes no se vale pero toda la espera lo vale por que siempre nos sorprendes con algo estupendo besitos cuídate =)

    ResponderEliminar
  12. jejeje 2 parejas menos falta una , super el capi m encanto, muero por saber q pasara , besosss

    ResponderEliminar
  13. omg, faltó el acercamiento entre bella y edward, pero es entendible, porque cuando eses se besen, va a estallar el cielo, espero sea luego, y el capítulo para ellos solitos jajaja, saludos, está muy entretenida la historia, espero publiques pronto. chao.

    ResponderEliminar
  14. jumb super este capi te felicito y me encanto el insulto de Eduar para Bella le dio en todo el orgullo.
    Besos y chao

    ResponderEliminar
  15. Por maria purisiimaa!!
    Tiwiii estoy que grito tu nombre por toda la casaa...esos besoooos Dioooos ....essoo besooos que cosa tan ah!!! quiero quieroo quierrooo.....
    Que pasioooon que awwww!!! los amoooo amo a esso hombres cada vez masa!!! y jajajaja bella y ED o si ya quiro saber mas de esta historia miles de abrazooos hermana

    ResponderEliminar
  16. por fis adelanten tornado en aguas claras.

    ResponderEliminar
  17. Estuvo genial y si pon adelantos no creo que pueda esperar.
    Saludos desde México.
    BESOS

    ResponderEliminar
  18. ME QUIERO MORIR¡¡¡¡¡¡ VAYA BELLA CON UN PAR....
    Y UN EDWARD ENGREIDITO.POBRE HOMBRE CREO QUE LLEVA LAS DE PERDER ME ENCANTA
    PARA CUANDO EL SIGUIENTE? NO AGUANTO MASSSSSSS
    BESOS MARIAN

    ResponderEliminar
  19. WOOOOOOOOOOOOOOOW ! dios santo, es que escriben muy bien, no pude evitar reirme con la ultima parte, nunca imagine que Bella y Edward se odiaran, pero bueno, esa es la idea del fanfic, las felicito :) SIGAN ASI !

    ResponderEliminar