“No Necesito un Cielo si tú no puedes ir a él ",
Bella Swan, Luna Nueva

"Un día escribiré tanto como Estrellas hay en el Cielo" Tiwii Cullen





Debemos aclarar que todas las historias que están en este blog nos pertenecen y son de nuestra autoría pero los personajes de la Saga Crepúsculo y algunas otras cosas más que aparecerán en los Fics que publicaremos aquí son propiedad de Stephanie Meyer, también existen personajes que son sacados nuestra imaginación.



jueves, 30 de junio de 2011

El Aprendiz. Capitulo 16



Blanco… blanco… blanco…

Día… noche… noche… día…

Lo mismo daba en verdad, si el sol salía o se ponía no importaba, si alguien hablaba o no me tenia sin cuidado, el maldito peso en el alma era más grande
que el cargado sobre los hombros de Atlante cuando fuera castigado por los por Zeus a sostener el peso del cielo, si él como titán se sentía exhausto , que podía esperar yo como simple mortal.

Exhale un suspiro cansino, y volví a poner mis ojos en la pantalla frente a mí, las palomitas de maíz a mi lado remplazaron las botellas de cerveza que Bella ocultara en algún lado de la puta casa, por más que gruñí no dio su brazo a torcer

— Que patético eres— habl
o cerca, no me inmute desde que entrara en este estado de… ¿mierda? ¿letargo?¿distanciamiento? mis hombros actuaron en piloto automático encogiéndose—¿enserio Diario de una pasión?

— Es una buena película— respondí tomando una manotada de palomitas para meterlas en mi boca

Hmmm… eh... es buena, pero en tu estado de ánimo solo falta un bol de helado de chocolate, una caja de pañuelos, apagar las luces y subir el volumen, tenderte un cuchillo o navaja y esperar a que te cortes las venas. ¿Cómo lo harías? ¿largas? ¿cortas? ¿en cuadritos?
— No puedes apreciar una buena historia— le acuse

— Si la aprecio pero vamos Emmett, enserio eres así o más p
atético. mira el pobre hombre sufre por el amor de la rubia, por Dios hasta hizo su casa…— se silencio—Ya— alargo la vocal— capto, te identificas con el guapo, sexy, caliente y muy sufrido protagonista quien llora como niñita por su amor, una rubia al igual que tu Rosita ¿que tienen las rubias, que no tengamos las castañas? Me tinturare el cabello, bien ya divago, pero el punto es ¿qué te deja esta historia? Lagrimas de cocodrilo en todo el film, se enamoran son de distintas clases sociales, ella se marche… él va a la guerra, regresa se entera que ella se casara con un estirado entra en depresión, bla... bla... bla… ella le busca se atormentan, tienen sexo, ella es infiel al estriado cara de limón, se da cuenta que le ama… bla... bla… bla... mas drama, mas lagrimas, mas sufrimientos y al final suenas pitos, flautas y una marcha nupcial viven felices y comen perdices— fingió un suspiro y limpiarse una lagrima invisible—Demasiado rosa para mi gusto, por eso prefiero las películas de terror, de zombis, de acción, ciencia ficción y no las Rosa-romanticonas-lloronas y sentimentalonas—

— En esas también ponen cosas rosas—

— Sí, pero se olvidan a los dos segundos cuando hay una batalla, cuando alguien muestra un buen trozo de carne, cuando asesinas a alguien y la sangre te salpica, o mejor cuando tienes que gritarles ¡corre!¡no mires para atrás!. Además ¿cuántas veces te has visto esta película en las últimas dos semanas? ¿veinte? ¿treinta? ¿cincuenta? ¿mil?—

— No llevo la cuenta— respondí descendiendo el tono de mi voz

No sé si por consideración o por aburrimiento se acomodo a mi lado para terminar de ver la película.

Dos semanas, dos larguísimas semanas, y cada día era una agonía, por más que me dijera que el pasado era pasado no podía perdonarme por mi estupidez y mi ceguera, no podía absolverme de los daños causados, para mí el pasado era una herida reabierta y sangrante

— Ya Emmett deja de auto compadecerte— farfullo Isabella la mañana siguiente, recargada en la pared junto a mi cama— te lo juro estas peor que una mujer deprimida— volvía a quejarse, enfatizando en el mismo son desde hace días, incluso la noche pasada lo dejo en claro durante su discurso de mi elección cinematográfica— si tu no lo haces déjame hacerlo a mí, déjame terminar con tu sufrimiento, déjame te apuñalo y dejo que te desangres, no me importa ir a prisión acusada de ayuda a morir, lo que sea, lo que sea con tal de no seguir viéndote así— esta vez me rei, mi amiga siempre tan exagerada y sobredimensionada— es hora de retomar tu vida, hombre vamos hace dos semanas no haces ejercicio, los primeros días lo entendí por tu resfrió, pero ahora— resoplo

— Cállate, ven y consiénteme— ordene

No espere que hiciera caso, ya que cada que intentaba hacerme moverme le ordenaba lo mismo, me sonríe tristemente, a pesar de que nuestra amistad era tan novísima por decirlo así la sentía como si fuera de toda la vida, Bella por si sola es un fenómeno natural admirable con una fuerza única y mucha creatividad para afrontar las cosas para ella o se es o no se es.

— Sabia…— mi alarde de victoria fue cortado cuando mi amiga se sentó ahorcada sobre mi

— Veras Emmett, lo he pensado y tengo una solución para tu problema, tengo una hipótesis y me gustaría probarla— sin más, ni mas unió sus labios a los míos, el impacto de aquellos hechos me dejaron paralizado— vamos Oso responde— murmuro sobre cepillando sus labios contra los míos. Cerré los ojos para intentar llevarme nuestros labios se rozaron no con la pasión, menos con la chispa que siempre se producía cuando besaba a Rosalie, las únicas partes de nuestro que se tocaban aparte de los labios, era sus muslos sobre mi abdomen. Ella profundizo el beso solo unos segundo para luego desprender nuestros labios. Su mano acaricio mi rostro con suavidad— puedo mejorarlo— ofreció. Abrí la boca para responder pero ella evito que hablara, en sus ojos se veía la malicia y picardía que usaba por igual en conquistas y negocios— deja que tu Sheep te ayude a dejar esa depresión, ningún buen hombre debe sufrir por eso— no sabía si lo decía en broma o de verdad o con un poco de los dos

— Bella…—

— Shhh… se sincero Emmett ¿Qué sentiste con ese beso?— sus ojos se posaron sobre mis labios, ya podía sentir lo que sienten las mujeres cuando un hombre les hostiga

— Yo… estás loca— la acuse, con eso ella se movió un poco más abajo haciendo que mis caderas retrocedieran mas contra el colchón

Encogió los hombros— Ya lo sabíamos— dijo restándole importancia— la cosa es Emmett, sinceramente ¿te gustó? ¿Continuo? ¿Quieres de una vez por todas desordenar las sabanas conmigo? Prometo ser buena contigo— ronroneo— mmm… ya comienzas a despertar— sus caderas se unieron aun mas a mi rígido cuerpo, sus ojos viajaron al sur— tendré que chupar para que despierte— gemí la idea de chupar me atraía lo que no me atraía era que mi amiga , simplemente la única boca que quería que chupara, succionara y gimiera era… sentir las manos de mi amiga debajo de mi camisa fue lo que hizo mella y obligó a que reaccionara

— ¡No!— sostuve sus manos antes de que siguiera por ese camino—No— murmure con más fuerza

— Amén, al fin una reacción—

— ¿qué crees que haces?—

— Comprobando mi hipótesis, y… he de decirte que como sujeto de prueba fuiste perfecto, ahora Emmett cuéntame ¿qué sentías cada vez que besabas a otra mujer o cuando tenias sexo con aquellas tontas que te ligabas en los bares?

— Vacio— mi tono de voz fui muy bajo— soledad—

— Tenían ellas que ayudar a que el rey gladiador se elevara orgulloso— se burlo ella— Ahora que te has dado cuenta que no puedes estar sin esa mujer, que no puedes vivir más días sin ella ¡L-E-V-A-N-T-A-T-E! Y ve por ella, secuéstrala de ser necesario— sus labios esta vez besaron mi frente como si fuera un bebé. Con su habitual calma dejo la cama y comenzó a ir a la puerta, por primera vez en dos semana me fijaba en cómo iba vestida mi amiga como si fuera una vaquera, tuve que morder el interior de mi labio para no echarme a reír, claro la perceptiva-Bella lo noto porque modelo frente a mí su traje— el sombrero esta abajo—

— Estamos en Seattle, no en Texas o alguna ciudad sureña

— Hay dos tipos de personas las que son como tú y las que son como yo— guiño uno de sus ojos así que nosotros en lugar de jugar, atacamos con todo. Ya te he dicho una chica que sabe lo que quiere lo obtiene, no me quiero ver por la casa como alma en pena cantando: I can't take my eyes off you I can't take my eyes... Did I say that I loathe you? Did I say that I want to Leave it all behind?—

— No te entiendo—

Yo tampoco, pero si tienes un impulso, corazonada o presentimiento síguelo— respondió— ¡ah! Tu madre quiere que le visites—

Dos horas más tarde me dirigí a casa de mis padres. la verdad fuera dicha desde aquella tarde en el consultorio medico no me había aparecido, ni llamado a mi madre, ¡por Dios! Ni siquiera estaba seguro si el estado de mi madre había empeorado.

No iba en mi mejor aspecto, no puedo decir que pase noches en vela, pero simplemente las horas de sueño fueron mermadas drásticamente y cuando no estaba viendo películas o tirado en mi cama viendo a la nada, me sumergía en el trabajo, gracias a algún desocupado o mente ingeniosa como quieran catalogarse se invento el computador y nació la internet para simplificarnos nuestras vidas

Toque el timbre y espere paciente y nervioso a que alguien respondiera. Pase la mano sobre mi pecho alisando la prenda varias veces, volví a timbrar. Mi padre fue quien abriera, con cara de pocos amigos, pero como para él lo más importante era que mi madre estuviera contenta me abrazo en silencio. En la sala mi madre estaba sentada a su lado habían muchas madejas de estambre, y cintillas de diversos colores.

Fui a ella a hurtadillas caminando en puntas de pies y tratando de no respirar, espere que la agua traspasara la tela para poner mis manos en sus ojos, a tientas sus manos palparon las mías y poco a poco subieron, hasta detenerse y descender

— Emmett Daved— hice mala cara al oír mi segundo nombre, el nombre innombrable. Deje caer mis manos a sus hombros— siempre es bueno verte—

— ¿Como estas?—

— Mejorando, pero tu padre no me deja hacer muchas cosas, me aburro— me senté a su lado viendo como bordaba, y oyéndole refunfuñar por el trato de princesa de siglo XV que mi padre le daba. Durante un buen rato parecía que solo éramos ella y yo en casa, le oí reír, tararear , hasta me explico que bordaba unas fundas para alguno de los cojines de la casa— El médico cree que mi corazón está fallando, una insuficiencia cardiaca le llamo— susurro manteniendo sus ojos en la tela que bordaba— pero creo que es la tristeza en el lo que me tiene enferma—

— Yo lo siento— le murmure a mi madre— no… bueno reaccione mal, en verdad pensé que se burlaban de mi, que ella…. que no significaba nada para ella—

— Nunca le viste a los ojos, cuando tu sufrías ella sufría, cuando reía ella reía, Rose es una mujer de carácter y de orgullo, creyó actuar de la mejor manera— asentí— ella aun te quiere—

— La herí… demasiado… ella merece… –

— Ser feliz, al igual que tu ¿no mereces ser feliz?—

Decidí no responder. Desviando la atención de mi madre a otra cosa opte por tontearle con su bordado de flores y hojas hipergrandes, hasta tome una de las agujas y di algunas punzas totalmente erradas, mi madre reí en alto


— La abuela esta riéndose— oí la voz de mi sobrino tan clara como si estuviese en una habitación acústica, al llegar a la sala abrió sus ojos tanto como pudo y salto a donde estaba sentado— Tío—


— Campeón—

— Te llevaste a mi novia y no la has vuelto a traer— se quejo— yo te dejo que seas novio de mi novia y de tía Rose— trate de no quitar la sonrisa a mi sobrino— Tía Rose ha estado muy triste ¿verdad abue? Verdad que llora mucho y parece enferma—

— No es cierto— respondió la implicada desde el umbral con un tono raro— Hola— saludo y rápidamente bajo su mirada. Mi corazón se acelero y luego simplemente dolió. Si duele es porque aun estas vivo, alégrate. Me dije

— Hola— mis ojos pasearon por su cuerpo, estudiando algún cambio, viendo si en realidad estaba enferma

Vamos Sebas, llegaremos tarde y Alice se enojara—

El pequeño diablillo se aferro a mi cuello y murmuro un “no quiero ir” bajito

— ¿Y si yo te llevo?— me ofrecí

Solo mamá, tía Rose o la abuela pueden llevarme ya que son las autorizadas— gruño— como tío Edward trabaja todo el día nunca me acompaña a las lecciones de piano. El abuelo se aburre y papá...—

Esta en asignaciones frecuentemente, así que vamos— le urgió Rose, tanto con su tono como por las expresiones de faciales y los movimientos de sus manos. el niño dejo un abrazo fuerte, y un beso a su abuela y luego se escabullo con su tía

Un día leyendo encontré una frase de Galileo dijo “Todas las verdades son fáciles de entender una vez que han sido descubiertas. La clave es descubrirlas" tu, ya las descubriste ahora has algo por entender la motivación de Rose y toma la decisión de ser feliz, de que los dos sean felices, me enferma saber que dos personas que se quieren estén separadas por… bueno razones ajenas

— Ya nos hemos hecho demasiado daño— respondí tajante

— Y sigues haciendo daño— encogí mis hombros, si era cierto, ese era mi objetivo al volver a Seattle, devolverle a ella ese año de sufrimiento, mostrarle que ella había creado a una persona tan fría, tan odiosa, prepotente y ególatra como ella. Mostrarle que podía tener a las mujeres que quisiera pero bueno hasta eso era una total charada, Bella misma lo demostró, y sin mentirme mas debía reconocerlo las pocas veces que logre llevar a otras mujer a mi cama y a pesar lograr liberarme al final quedaba más vacio y dolido, durante el momento pensaba en ella y luego al volver a la realidad… gruñí

Cuantas veces, cuantos días, cuantas noches no soñé con rogarle que volviéramos, con demostrarle que no era un niño, cuantas veces no pensé en ser su juguete, de hacer lo que fuera por estar a su lado. Pase mi mano sobre mis labios, unos fríos labios que pedían a gritos por un poco de su calor, de su sabor…

Me senté en las escaleras fuera de la casa. Tome mi móvil y en lugar de llamar le escribí

“Si te soy sincero siempre espere que todo fuera una maldita pesadilla, eras mi mejor sueño, mi deseo cumplido. Te quiero”

Intente comunicarme con mi descarriada amiga, pero mi llamada era desviada, rechaza o simplemente la dejaba ir a buzón. Aun no convencido de la demostración de Isabella y no muy seguro de lo que quería mi madre decidí que tenía que enmendar un daño, tanto por mi conciencia, como por su corazón, y para dejar de ser el titán encadenado y condenado a sostener el peso del cielo sin poder disfrutar del esplendor, no siento, no viviendo …No, yo si quería vivir, sentir, renacer, yo no era del grupo que bella decía que solo jugaba, yo quería e iba hacer parte del grupo que ataca




No se que decir.... solo Ups! perdón ya tenía el capitulo escrito y luego algo me hizo cambiarlo... ando loca pero eso ya lo sabiamos ¿no?.. nos vemos mañana... abrazos

Ada


6 comentarios:

  1. Que te puedo decir Adita simplemente que me encanto el capitulo esta historia cada vez me atrapa mas y mas que no quiero dejar de leer.
    Pobre Emmett ahora sufre por haber tomado malas decisione y no haberse enfrentado a ellas desde un principio si tan solo la hubiera escuchado se habria evitado muchos problemas, pero lo importante es que ya lo sabe y ahora lo que tiene que hacer es dejarse de lamentarse y ponerse las pilas para demostrarle que siempre la ha querido y que todavia se puede recuperar el tiempo perdido, nunca es tarde para remediar las cosas siempre existiran las heridas pero poco a poco se podran sanar.
    Me fasina tu manera de escribir, sigue asi y gracias por compartirla.
    Besotes

    ResponderEliminar
  2. que bueno que ya se decidio a hacer algo para arreglar lo que paso

    ResponderEliminar
  3. Por favorrrr!!! qué capiiiiii!!! me encanta!!! Si si si y yo entoendo a Bella, Oh si!! Ada, eres una genia, mi amor!! qué mensaje y qué conversación con Esme, Diossssssss!! me voy con el corazón esperanzado. Te adoro mi niña!
    Un beso
    T.

    ResponderEliminar
  4. POR FIN SE DECIDIÓ HA HACER ALGO BRAVO EMMET, AHORA SOLO ESPERO QUE ROSE LO PERDONE Y NO SE DEJE LLEVAR POR EL ORGULLO QUE LA CARACTERIZA,LOS DOS TUVIERON LA CULPA ELLA POR NO CONFIAR EN EL Y EL BUENO POR LO MISMO.
    GRACIAS ADA ESTA BARBARA LA HISTORIA LE QUEDA PERFECTA A LOS PERFILES DE LOS PERSONAJES.

    ResponderEliminar
  5. Adita no sé como estaría el capi antes pero ahora quedó perfecto.
    Era necesario que Emm pasase su tiempo de duelo para poder ver la situación desde otra perspectiva, aunque me doliese el alma verlo así era necesario.
    Ahora solo necesita creer un poco en si mismo y en que se merece ser feliz con quien eliga, (es una penita que no me eliga a mi).
    Ya me tarda verlo contento y a gusto con su familia, con la rubia y con bella que va a resultar ser su cuñada...que lio!!!
    Besitos Ada

    ResponderEliminar
  6. ADITA YA ES HORA DE QUE OSITO SEA FELIZ Y EMPIECE A CURAR SUS HERIDAS....DALE OPORTUNIDAD SE LO MERECE...BESOS
    JOHANNA

    ResponderEliminar